Viernes, 15.12.2017 - 22:48 h
A Nasser Al-Khelaïfi

Suiza investiga al socio de Roures en beIN por fraude en los derechos de TV

En el marco de esta investigación, se han llevado a cabo registros simultáneos en varios lugares de España, Francia, Grecia, Suiza e Italia.

Nasser Al-Khelaifi con el trofeo de la Ligue 1 (EFE)
Nasser Al-Khelaifi con el trofeo de la Ligue 1 (EFE)

La Fiscalía Nacional Financiera francesa ordenó hoy el registro de la sede parisiense de la televisión beIN Sports, dirigida por el presidente del París Saint-Germain, Nasser Al-Khelaïfi, imputado por la justicia suiza por atribución irregular de los derechos de retransmisión de los Mundiales de fútbol.

La Fiscalía francesa indicó que la operación se desarrolló en coordinación con sus colegas suizos, que comunicaron hoy la apertura de diligencias penales contra el presidente del PSG, contra el exsecretario general de la FIFA Jérôme Valcke y contra "un hombre de negocios activo en el dominio de los derechos deportivos", según la fiscalía suiza, por supuestos delitos de corrupción, fraude, falsedad y administración desleal en el manejo de los derechos televisivos en los mundiales de fútbol.

La investigación penal se abrió el 20 de marzo de 2017, pero la Fiscalía no ha informado hasta hoy, día en que Valcke ha testificado ante los investigadores, según un comunicado del Ministerio Público. El texto señala a Valcke, al director de la sociedad Bein Media Group, Nasser Al-Khelaïfi, y a una tercera persona cuyo nombre no cita.  

La Fiscalía sospecha que pueden haberse cometido diversos delitos, entre ellos corrupción, gestión desleal, fraude y estafa. Concretamente, el comunicado indica que se sospecha que Valcke ha aceptado sobornos del hombre no citado en relación a la concesión de los derechos televisivos en varios países de los mundiales de 2018, 2022, 2026 y 2030.

Mediapro nunca compró derechos de mundiales 

Fuentes de Mediapro, la empresa que explota la marca de beIN Sports en España, aseguran que, hasta el momento, no han recibido ningún tipo de requerimiento ni han sido objeto de ningún registro. Bein Sports España pertenece a Liquid Media, empresa propiedad del grupo de Jaume Roures cuyo administrador único es su socio Tatxo Benet.

En el caso de Al-Khelaïfi, los sobornos estarían en relación con los mundiales de 2026 y 2030. En el marco de esta investigación, se han llevado a cabo registros simultáneos en varios lugares de España, Francia, Grecia e Italia. Las mismas fuentes de Mediapro han querido dejar muy claro que desde BeIN Media, nunca se han comprado derechos de mundiales y que no se cuenta con ningún derecho comprado de los casos investigados.  

La Fiscalía recuerda que hay otra investigación abierta contra Valcke y que ha sido precisamente elementos descubiertos durante las pesquisas los que han permitido vislumbrar suficientes comportamientos ilegales para abrir la segunda investigación.

Ahora en portada

Comentarios