Miércoles, 20.02.2019 - 03:16 h
Tras romper el acuerdo nuclear

Trump reactivará parte de las sanciones a Irán y dispara la inestabilidad mundial 

Se centran en la compra de dólares, materias primas, software y el sector automovilístico mientras que Rohaní recomienda "no jugar con fuego". 

Donald Trump
Trump firma la reactivación de las sanciones a Irán a partir de esta medianoche. / EFE

Donald Trump ha estampado su firma en la orden ejecutiva para reactivar las sanciones a Irán. Será a medianoche de este martes hora local cuando la Casa Blanca pondrá en marcha las sanciones que habían quedado suspendidas gracias al acuerdo nuclear de 2015 con el país de Oriente Medio. 

Tras la decisión el pasado mes de mayo de retirar a Estados Unidos del acuerdo nuclear, por virtud del cual la República Islámica se comprometía a limitar su industria atómica a cambio de que la retirada progresiva de las sanciones internacionales en su contra, el magnate dio un periodo de gracia de 90 días para mantener en suspenso las medidas punitivas, con la intención de que en este plazo de tiempo el régimen de los ayatolás accediera a negociar un nuevo pacto, algo a lo que el Gobierno de Hasán Rohani se ha negado.

Los 90 días han terminado y Trump ha firmado ya la orden ejecutiva para que el 7 de agosto entren en vigor algunas de las sanciones suspendidas. En concreto, se recuperará la prohibición de comprar dólares, sobre las transacciones con riales y relativas a la deuda iraní, sobre el comercio de oro y otros metales preciosos, sobre el grafito, aluminio, hierro, cobre y el software para uso industrial y sobre el sector automovilístico.

Las sanciones restantes, relativas a las transacciones petroleras, a las operaciones de instituciones financieras extranjeras con el Banco Central de Irán, a las actividades portuarias y al sector energético, se recuperarán el 5 de noviembre. En esa fecha, "la Administración también devolverá a la lista (de sancionados) a cientos de individuos, entidades, barcos y aviones" de Irán, ha avanzado la Casa Blanca en un comunicado.

Trump ha defendido, en otra nota oficial, que la restauración de las medidas punitivas es un gesto coherente con la retirada estadounidense del "horrible" acuerdo nuclear, que "ha fracasado en su objetivo fundamental de bloquear todos los caminos hacia una bomba nuclear iraní y ha dado un salvavidas de dinero a una dictadura asesina".

No obstante, el mandatario norteamericano ha asegurado que sigue "abierto a alcanzar un acuerdo más completo que aborde el amplio rango de actividades malvadas del régimen, incluidos su programa de misiles balístico y su apoyo al terrorismo".

Advertencia a otros países

Trump ha subrayado que Irán representa una amenaza para Estados Unidos y sus aliados y por eso ha instado a otros países a dar el mismo paso "para dejar claro al régimen que se enfrenta a una decisión: cambiar su comportamiento amenazante y desestabilizador y reintegrarse en la economía global o seguir por el camino del aislamiento económico".

Algunos países ya han expresado su intención de reducir o cesar sus importaciones de crudo iraní, mientras que empresas internacionales han anunciado que dejarán el mercado iraní, ha valorado Trump.

"Trabajaremos estrechamente con los países que hacen negocios con Irán para garantizar el pleno cumplimiento" de las nuevas sanciones, ha dicho. Los individuos y empresas que no lo hagan, ha advertido, "se arriesgan a graves consecuencias".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios