Sábado, 30.05.2020 - 13:57 h
Telediaria

A simple vista, imitar en 'Tu cara me suena' a Isa Pantoja parece muy fácil. La hija de Isabel Pantoja no canta, no baila, ni siquiera es expresiva. Simplemente ha lanzado a la industria musical una canción para aprovechar el tirón del culebrón básico que protagoniza en Telecinco. 

Pero, en realidad, clonar tal deconstrucción musical de Isa P. (léase "Isapí") es una misión altamente complicada. A la mínima, se puede caer en la sobreactuación de la mofa palurda.  No ha sido el caso de Belinda Washington, que se ha metido en la piel de Isa en la segunda gala de 'Tu cara me suena' consumando un buen ejercicio de ironía, pues ha transmitido la parodia de la desgana que representa la hija de Isabel Pantoja.

"Es muy difícil hacerlo lo mal que lo hace la chica esta", remató Àngel Llàcer durante el veredicto del jurado en el programa. Lo dijo con su habitual tono de guasa. Aunque, en el fondo, estaba dando en la diana  del sustento del éxito de 'Tu cara me suena': se toman muy en serio cada recreación musical. Siempre con la máxima de que cada puesta en escena no sea vacía y desprenda un trasfondo creativo o, como este caso, un mensaje con cierto espíritu crítico que da la vuelta a una canción hueca en ingenioso. 

De esta manera, este viernes noche con esta peculiar actuación y con las sutiles mordacidades que va dejando su presentador Manel Fuentes, 'Tu cara me suena' ha radiografiado el reverso de la tele desde la propia tele. Esa tele de usar y tirar que premia a una generación de personajes sin oficio ni beneficio que se embolsan grandes cantidades por vender su vida sin escrúpulos y sin esfuerzo.

Aunque hasta para comerciar con las miserias íntimas se debe atesorar algún aliciente. Sin embargo, Isapí se ha colado en el star-system nacional sólo por ser hija de Isabel Pantoja. Nada más. Porque Isa Pi es la antítesis de lo que se espera en un programa espectáculo. Lenta de reflejos, sin chispa, sin luz, con apatía constante.

Y da igual. Vive de exclusivas, realities, singles... Todo sin esmerarse nada. Ni siquiera teniendo gracia. El asunto no es nuevo. También han sacado singles Ylenia o Sofía Suescun. Al fin y al cabo, Isa Pantoja tenía otro ejemplo muy cercano, su hermano Kiko Rivera. Otro referente de la industria musical. Un escenario que no deja de ser deprimente, un espejo deformador en el que no debe mirarse ningún joven. Pura desolación para otros chicos y chicas con verdadero talento que no consiguen que se les escuche. 

En tiempos de liderazgo en audiencias de una televisión de polémicas de usar y tirar en donde los talentos de los protagonistas importan poco o nada, 'Tu cara me suena' sigue siendo ese giro de guion que demuestra que la cuota de pantalla prefiere el ingenio a la pelea cuando se ofrece un show detallista, ingenioso, consciente de su sociedad. Un show sin demasiados complejos creativos y hasta autocríticos. Eso es 'Tu cara me suena'.

Borja Terán.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING