El Parlamento acepta el proyecto de ley para retirar el límite de edad establecido para la Presidencia

El Parlamento de Uganda ha aceptado este miércoles el proyecto de ley para retirar el límite de edad establecido para ocupar la Presidencia, lo que permitiría al mandatario, Yoweri Museveni, presentarse nuevamente a las elecciones, tras una jornada marcada por las peleas entre los diputados.

La sesión ha estado marcada nuevamente por la tensión ante el plan del gubernamental Movimiento de Resistencia Nacional (NRM) de aprobar el proyecto, lo que ha derivado en un enfrentamiento a puñetazos y en el posterior boicot de la votación por parte del principal partido opositor.

La presidenta del Parlamento, Rebecca Kadaga, había ordenado previamente que abandonaran la sala un total de 25 parlamentarios --entre ellos el ministro de Recursos Hídricos, Ronald Kibuule-- por los incidentes del martes, si bien posteriormente ha permitido la votación, aprobada por el NRM, que cuenta con mayoría en el organismo.

Dicha votación ha tenido lugar después de que la líder de la oposición en el Parlamento, Winnie Kiiza, encabezara un plantón, negándose a respaldar un proyecto que permita a Museveni volver a presentarse a las elecciones, según ha informado el diario local 'New Vision'.

El presidente del opositor Partido Democrático, Nobert Mao, se ha mostrado crítico con Kadaga tras la sesión, argumentando que no ha protegido el prestigio ni la independencia del Parlamento.

"Condenamos firmemente la invasión del Parlamento por parte del Ejército. Si el objetivo de la orden de la presidenta (del Parlamento) era la suspensión de los miembros, pudo aplicarla de otra manera y sin violencia", ha recalcado.

Mao se ha referido así a la entrada en el hemiciclo de miembros de las fuerzas de seguridad para sacar de la sala a los parlamentarios suspendidos por Kadaga, después de que éstos se negaran a hacerlo, lo que ha derivado en los enfrentamientos.

El país ha sido escenario de numerosas manifestaciones durante las últimas semanas, en el marco de las protestas contra el proyecto, que cuenta también con la oposición de miembros del partido de Museveni por considerarlo antidemocrático.

El proyecto de ley busca enmendar el artículo 102 (b) de la Constitución ugandesa, que establece que el candidato tendrá tener al menos 35 años y menos de 75 para ocupar la Presidencia del país.

El NRM cuenta con la mayoría en el Parlamento, por lo que se espera que la propuesta sea aprobada, si bien algunos parlamentarios de la formación han expresado su rechazo a la misma.

En 2005, la Constitución fue modificada para eliminar el límite de dos mandatos, permitiendo que Museveni continuara como presidente del país.

Según el código actual, Museveni, que tiene 73 años, sería demasiado mayor para presentarse a las próximas elecciones generales que se celebrarán en 2021.

LA PRESIDENCIA DE MUSEVENI

Museveni, uno de los mandatarios de África que más tiempo lleva en el cargo, obtuvo un nuevo mandato de cinco años en 2016 en unas elecciones que la oposición consideró fraudulentas, algo que él niega.

Los críticos acusan a Musevini de utilizar las fuerzas de seguridad y el poder judicial para reprimir a la oposición y aseguran que las autoridades del Gobierno no son castigados por los casos de corrupción.

El encarcelamiento de líderes opositores forma parte de la rutina de las fuerzas de seguridad, que en muchas ocasiones han sido criticadas por su extrema dureza a la hora de reprimir las protestas y manifestaciones.

En una entrevista concedida este año a la cadena de televisión qatarí Al Yazira, defendió que "Uganda es uno de los países más democráticos del mundo" y recordó que se ha impuesto en las últimas cinco elecciones.

Así, y tras ser preguntado sobre si cree que será recordado como un dictador, argumentó que "un dictador que es elegido cinco veces debe ser un dictador maravilloso". "Debe ser especial. Elegido cinco veces con una gran mayoría. Debe ser un dictador maravilloso", remachó.

Ahora en portada

Comentarios