(AMP2) El Gobierno aprobará el viernes el proyecto de presupuestos eliminando la reforma fiscal tras el acuerdo con C's

(AMP2) El Gobierno aprobará el viernes el proyecto de presupuestos eliminando la reforma fiscal tras el acuerdo con C's

El Consejo de Gobierno aprobará "probablemente" este próximo viernes, 30 de diciembre, el proyecto de ley de los Presupuestos Generales de Cantabria (PGC) para 2017 tras firmar un acuerdo con el grupo parlamentario Ciudadanos, por el que sus dos diputados Rubén Gómez y Juan Ramón Carrancio se abstendrán en la votación y que supone la eliminación de la reforma fiscal que preveía hacer el bipartito PRC-PSOE.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla (PRC); la vicepresidenta, Eva Díaz Tezanos (PSOE), y el portavoz parlamentario de Ciudadanos, Rubén Gómez, han rubricado este lunes por la tarde el acuerdo en un acto en el salón de Comisiones del Parlamento.

En el acuerdo, el Ejecutivo se compromete a llevar a cabo 80 medidas propuestas por la formación naranja con el fin de que sus dos diputados se abstengan en el debate presupuestario de la Cámara, para el que en los próximos días se acordará un calendario con el que Revilla ha manifestado que espera que las cuentas puedan estar "aprobadas lo antes posible" y entrar en el mes de febrero con ellas en vigor.

De todas las medidas, el presidente cántabro ha destacado que el "eje principal y punto capital del acuerdo" ha sido el "no" de Ciudadanos a la "pequeña y nada trascendental" subida de impuestos que quería hacer el bipartito (principalmente en los de Sucesiones y Donaciones y Patrimonio), una reforma fiscal que queda desechada y que supondrá una merma de ingresos de unos 24 millones de euros.

"Lo bueno o lo malo de esta decisión habrá que atribuirselo a C's, que han pensado que en una situación como la actual no hay que subir impuestos y nosotros hemos cedido", ha apuntado Revilla, que si bien ha indicado que el Gobierno ya contaba en su proyecto de presupuesto "un colchón" para coyunturas que pudiesen evolucionar o acontecer durante el año. "Esto hace pensar que no tengamos que mermar las inversiones", ha dicho.

Revilla ha insistido en que "pactar es llegar a acuerdos", como el alcanzado hoy con Ciudadanos, y que son "necesarios" cuando, como es el caso, no hay mayoría absoluta entre los partidos (PRC y PSOE) que sustentan al Ejecutivo para sacar adelante "lo más importante del año": la aprobación del presupuesto para la Comunidad Autónoma.

LAS PROPUESTAS "MÁS ASUMIBLES"

El presidente ha considerado que "nunca" ha habido "más reuniones y contactos", tanto con los grupos parlamentarios como con las organizaciones sociales, los sindicatos y la patronal, antes de llevar el proyecto de Presupuestos a la Cámara. De esas reuniones, ha destacado que las propuestas "más en sintonía y asumibles" eran las de la formación naranja.

En este punto, ha indicado que los grupos parlamentarios PRC y PSOE han tratado de alcanzar acuerdos con toda la oposición, incluidos PP y Podemos.

En el caso del partido morado, ha dicho que había "diferencias importantes" y que sus propuestas eran "irrealizables" llevaban a una "desviación" entre ingresos y gastos de "250 millones de euros", mientras que con el PP, "aunque me hubiera gustado que se habrían sumado a un acuerdo", es el "partido tradicionalmente antagónico".

Tras dar las gracias a los diputados de C's por su "voluntad de acuerdo", ha evidenciado que Cantabria no tendrá el nuevo presupuesto en vigor el 1 de enero lo que supone un "hándicap", pero se ha mostrado "satisfecho" con el acuerdo alcanzado y ha confiado en que

Revilla ha asegurado que la negociación ha sido "ardua, larga y complicada" y en ella el Gobierno ha tenido que "ceder" para poder pactar con Ciudadanos y poder, con su abstención, sacar adelante los presupuestos necesarios para gobernar porque, de no tenerlos, sería "un caos".

"CAPACIDAD DE DIÁLOGO Y CONSENSO" DEL GOBIERNO

En este mismo sentido se ha pronunciado Díaz Tezanos, que ha apuntado la "ardua negociación" que se ha llevado a cabo y en la que ha participado todo el Gobierno lo que, a su juicio, muestra la "transparencia y capacidad de diálogo y consenso" del Ejecutivo PRC-PSOE.

Ha asegurado que se han analizado las 84 medidas puestas encima de la mesa por Ciudadanos y se han aceptado "todas las que se han considerado factibles y asumibles", que han sido la gran mayoría ya que el acuerdo contempla concretamente 79 aunque otra más ha quedado comprometida entre los grupos parlamentarios, ha añadido Rubén Gómez.

Díaz Tezanos también ha ensalzado los "puentes de negociación" de PRC-PSOE ha tratado de mantener con todos los partidos de la oposición y ha indicado que, desde el primer momento, fue la formación naranja la que "estuvo más proclive" a negociar en base a políticas "importantes" para los cántabros y lo ha hecho "marcando sus líneas rojas", como ha sido la de no tocar los impuestos.

"Con este acuerdo vamos a tener un presupuesto, más tarde de lo que nos hubiera gustado y fruto de una negociación, pero con un equilibrio entre las políticas sociales y las encaminadas a rectivar la economía y el empleo, es decir, hay un equilibrio", ha enfatizado la vicepresidenta, que también ha esperado que el presupuesto se apruebe en la Cámara en "el menor tiempo posible".

C'S SE ABSTENDRÁ

Mientras que el portavoz de Ciudadanos, Rubén Gómez, ha indicado que, con este acuerdo, su formación se abstendrá en el debate de presupuestos pero no apoyará el proyecto porque "no es nuestro presupuesto y no lo vamos a ejecutar nosotros".

"Pero, la responsabilidad de la gobernabilidad y el beneficio que traerá para los cántabros nos ha llevado a negociar para desbloquear la situación y acercar el presupuesto a nuestro ideal", ha señalado Gómez, que ha indicado que, para ello, propusieron una serie de medidas "buenas y positivas" y la "práctica totalidad" han sido asumidas por el Gobierno.

Ha destacado que, hasta la misma mañana de este lunes, se ha ido perfilando el acuerdo, por el que la formación naranja no bloqueará los presupuestos para el próximo año, y que incluye numerosas medidas y entre ellas algunas "destacadas" como es la no subida de impuestos, que ha sido "crucial" en la negociación. "Entendemos que el dinero ha de estar en el bolsillo de los cántabros y lo vemos como una medida social", ha apostillado.

Entre otras medidas económicas, el acuerdo incluye la congelación de las tasas, aplicando sólo la actualización del 1% del IPC; la ampliación de la tarifa plana para autónomos de 6 a 18 meses; la realización de un estudio para tratar de reducir en un 25% las empresas y fundaciones públicas, o el control de éstas con la inclusión de representantes de los grupos parlamentarios en los Consejos de Administración sin remuneración alguna.

Se incluye la gratuidad de los libros de texto para los alumnos de Primaria a partir del curso 2017-2018, así como avanzar en que, para el siguiente año, la medida se extienda a los estudiantes de ESO; un plan industrial para 2030; ayudas al sector ganadero y medidas para el desarrollo rural; o diversas medidas sociales, según ha detallado a groso modo Rubén Gómez.

El diputado de Ciudadanos ha indicado que su grupo también puso encima de la mesa "otros objetivos prioritarios" como el traslado de la empresa Sodercan a la Consejería de Industria, algo que ya pidió toda la oposición en el Parlamento. "Pero esto es una negociación y no se puede obtener el todo, pero al menos hemos consensuado poder tener un mayor control de las empresas públicas", ha añadido.

Cuestionados por la solución para el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Santander en la Ley de Acompañamiento, Revilla ha dicho que no se ha tocado ese tema pero Gómez ha dicho que "sí ha sobrevolado" en las reuniones y, aunque no es algo que esté incluido en el acuerdo, si el Gobierno decide incluirlo tendrá que consultar a la formación naranja, cuyo grupo parlamentario no está de acuerdo.

Ahora en portada

Comentarios