Sábado, 18.11.2017 - 07:51 h

REFUGIADOS. SAVE THE CHILDREN PIDE A ZOIDO QUE DESBLOQUEE LA LLEGADA DE REFUGIADOS

Save the Children ha enviado una carta al ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, para pedirle que busque mecanismos de desbloqueo a la reubicación y reasentamiento de refugiados aunque haya expirado el plazo dado por la UE para cumplir la cuota asignada a España.
Save the Children le pide a Zoido que dé prioridad a los menores extranjeros no acompañados, de los que en los últimos dos años tan solo han llegado 8 dentro de la cuota comprometida.
“El incumplimiento del compromiso por parte del Gobierno español ha provocado una regresión en los derechos de los niños refugiados, sobre todo de los menores que viajan solos. Estos niños son los más vulnerables, los que más han sufrido, y no hay ninguna voluntad por parte del Gobierno de traerlos a España, cuando hay plazas de acogida en las comunidades autónomas disponibles para ellos. Estamos abocándoles al dolor y a una vida sin futuro”, señala Andrés Conde, director general de la ONG.
El mecanismo de reubicación, introducido con el fin de aliviar parte de la presión que tienen Grecia e Italia, no ha conseguido desarrollar un procedimiento específico para los menores no acompañados. Además, debido a las trabas en el proceso de solicitud de asilo, solo sirios y eritreos han podido acceder al mecanismo de reubicación, mientras que afganos e iraquíes han sido excluidos, quedando un elevado número de niños en riesgo (uno de cada diez menores que viajan solos a Europa son de nacionalidad afgana).
En los Balcanes y en las islas griegas la situación es insostenible, según Save the Children. Una nueva oleada de llegadas está provocando graves situaciones de hacinamiento, con hasta 16 personas durmiendo en tiendas pensadas para alojar a cinco, bebés durmiendo en el suelo y niños en condiciones muy peligrosas.
Durante el último mes han llegado en barco a las islas griegas cerca de 200 personas al día – la tasa diaria más alta desde marzo de 2016- desde zonas en guerra como Siria e Irak, saturando las instalaciones de las islas de Samos, Lesbos, Chios, Leros y Kos. Más de 6.000 personas han llegado desde comienzos de agosto, de los que el 40% son niños.
"Los lentos procesos de solicitud de asilo dejan a los refugiados atrapados en las islas de forma indefinida y las familias con niños se están viendo obligados a vivir en refugios improvisados con cortes de agua, sin apenas saneamiento ni baños. Las ratas y los insectos han invadido las áreas donde vive la gente y los cables eléctricos suponen un grave peligro para los niños", afirma la ONG en un comunicado.
Save the Children propone que la UE establezca un mecanismo permanente para compartir la responsabilidad entre los Estados miembro, teniendo en cuenta las necesidades, características y preferencias de los solicitantes de protección internacional.
También reclama un Plan de Acción de la Comisión Europea sobre integración de nacionales de terceros países, y que se refuercen y amplíen las vías legales y seguras, incluyendo la reunificación familiar.

Ahora en portada

Comentarios