¿Por qué estudiamos que el otoño empieza el 21 y ahora nos dicen que comienza el 22?


En el cole nos han inculcado que las estaciones del añocambian los día 21, cada tres meses. Desde pequeños estudiamos que el inicio del otoño es el 21 de septiembre, pero ahora nos dicen que comienza hoy, que es día 22. ¿Por qué ocurre?

Muchos se confunden con la obviedad (errónea) de que este 2016 es un año bisiesto y que por este motivo la llegada del otoño se ha 'retrasado' un día más. No es así. Nada tienen que ver los cambios de las estaciones con el calendario 'social' y laboral, sino con el calendario solar.

El motivo por el cual en el hemisferio norte del mundo el otoño entrará hoy a las 16.21 horas (hora peninsular) y durará 89 días y 20 horas, terminando el 21 de diciembre con el comienzo del invierno, se debe a la hora exacta en la que se produce el denominado equinoccio de otoño.

En este instante en el hemisferio norte entra el otoño y en el sur se inicia la primavera. "El término equinoccio deriva de 'equi' y noche. O, mejor dicho, igualdad de duración de la luz del día y la noche. Este fenómeno solo se produce dos veces al año, y es cuando el día y la noche tienen la misma y exacta duración de 12 horas cada una en todo el mundo", explican portavoces de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

El equinoccio es el momento del año en que el Sol forma un eje perpendicular con el ecuador y en que la duración del día es igual a la de la noche en toda la Tierra. como quedó dicho. "Anualmente se producen dos equinoccios: el equinoccio de primavera y el equinoccio de otoño", explica la AEMET.

En España, a las 16.21 horas (peninsular) de hoy la Tierra se posicionará respecto al sol de tal manera que comenzará el otoño en el Hemisferio norte. En países como Argentina, Uruguay y Australia comenzará la primavera, ya que están posicionados en el hemisferio sur.

El equinoccio de otoño puede darse en cuatro fechas distintas, que van del 21 al 24 de septiembre, dependiendo del año y de cuándo y cómo se posicione la Tierra respecto del sol. A lo largo del siglo XXI el otoño se iniciará en los días 22 y 23 de septiembre (fecha oficial española). Todo depende de la duración de cada órbita de la Tierra alrededor del Sol (duración conocida como año trópico).

Durante esta estación la longitud del día se acorta más rápido, ya que en la latitud de la Península, el Sol sale por las mañanas, más de un minuto más tarde que el día anterior y por la tarde se acorta cada día dos minutos antes, por lo que el anochecer es especialmente apreciable. En estos días el tiempo en que el Sol está por encima del horizonte se reduce en casi tres minutos cada día.