Miércoles, 13.12.2017 - 19:45 h

Joan-Pere Viladecans ilustra una edición de bibliófilo de poemas de Martí i Pol

Joan-Pere Viladecans ilustra una edición de bibliófilo de poemas de Martí i Pol

El pintor Joan-Pere Viladecans ha ilustrado la obra poética de Miquel Martí i Pol (1929-2003) en cinco grandes etapas vitales, que ha plasmado en la edición de bibliófilo 'Salveu-me la mirada' de Enciclopèdia Catalana, que "mira a la poesía y lee la pintura".

Según ha explicado Viladecans en una entrevista de Europa Press, se trata de una antología de poemas, seleccionada para este libro por el crítico literario y experto en Martí i Pol Àlex Broch, que además ha culminado en una exposición en Can Serra, sede de la Diputación de Barcelona, con la obra original, comisariada por Txema Romero.

Aparte de la exhibición, el trabajo se comercializará en un libro de gran formato con 278 páginas y caja de madera en edición de coleccionista --con 50 ejemplares numerados y firmados-- y en edición estándar --de 999 ejemplares numerados--.

Para la realización de los libros, Broch sugirió a Viladecans 17 obras del poeta, aunque Viladecans ha revisitado completamente su obra para el proyecto, y cuyo resultado ha sido 132 poemas en 17 trípticos.

CINCO MOMENTOS AUTOBIOGRÁFICOS

Como la poesía de Martí i Pol es plenamente autobiográfica, Viladecans se ha acercado a la obra mediante una "compilación de materiales" a través del hombre en cinco grandes etapas biográficas: la crisis religiosa, el realismo histórico, la enfermedad, la reconciliación con la vida y la vejez.

El trabajo, que Viladecans desarrolla desde el pasado enero, ha sido una relectura "de arriba abajo" de Martí i Pol, que ha trasladado a su obra con una mirada global y usando un verso del poema 'Salveu-me els ulls' como título del libro.

"He reflejado la atmósfera de los poemas", ha explicado el pintor, para el que ilustrar el reducir la poesía a un dibujo y él, en cambio, ha intentado captar la atmósfera para no interferir y crear un clima propicio.

Así, en un primer momento vital refleja la vida en su pueblo en Roda de Ter (Barcelona), con elementos de tierra y mucha madera, reflejando la austeridad en la vida de pueblo, pasando después a una poesía de amor por la etapa 'Estimada Marta' que Viladecans ha trazado con un componente femenino: "Creo un clima de esta exaltación amatoria a través de los colores, formas y símbolos".

La tercera etapa es el reflejo de su enfermedad --Martí i Pol fue diagnosticado de esclerosis múltiple que comportó que en su obra reflexionara ampliamente sobre la muerte--, episodio que Viladecans ha reinterpretado de forma "más explícita" con cristales rotos y con la presencia en la obra de las cajas de medicamentos que éste tenía que tomar --lo que ha requerido de una investigación por su parte porque han cambiado mucho los tratamientos de la enfermedad--.

A esta etapa le sigue una exaltación de la vida y del amor frente a la muerte, incluyendo una vertiente patriótica, lo que el artista ha plasmado con "exaltación del color y elementos inconcretos".

La última etapa engloba las últimas creaciones del poeta "relativamente optimistas", que Viladecans ha trasladado a la lámina con la presencia de azules.

El resultado es un retrato del hombre, el intelectual comprometido y el poeta, en una obra cargada de arte y poesía que Viladecans espera que interese a todos los conocedores de la obra, no necesariamente expertos en ella.

A su juicio, el arte contemporáneo no es un jeroglífico, sino que lo importante es situarse ante la obra sin prejuicios: "Lo importante es si te emociona y te sugiere algo", con dos posibles resultados, uno que emocione en abstracto y otro que genere identificación de elementos concretos.

Ahora en portada

Comentarios