Jueves, 05.12.2019 - 14:43 h
Nuevo trabajo y posible mudanza a Madrid

La nueva vida en Madrid de Telma, la hermética hermana de la Reina Letizia

La hermana menor de la soberana tiene un nuevo puesto en la escuela de negocios en que trabaja que le permite hacer lo que más le gusta y viajar.

Fotografía de Telma Ortiz, hermana de Letizia.
Telma Ortiz, hermana de Letizia.

Telma Ortiz lleva tiempo alejada de los focos. La hermana menor de la Reina Letizia nunca quiso aparecer en los medios, si bien el enlace de su hermana con el entonces Príncipe Felipe le convirtió en protagonista involuntaria de la actualidad, pues todo lo que rodeaba a la por entonces periodista interesaba mucho. Sobre todo, sus hermanas, Telma y la fallecida Erika. Su belleza, su elegancia y su simpatía las convirtieron en la sensación de la pedida de mano de Felipe y Letizia y de la boda.

Esto supuso que los medios empezaran a investigar sobre su vida y a publicar noticias sobre ellas. Algo que a Telma no le sentó nada bien e hizo que, junto a su pareja de entonces, Enrique Martín-Llop -el padre de su hija Amanda-, interpusiera una demanda a nada menos que 50 medios por el "insoportable acoso" al que estaba sometida. Durante un tiempo, la pareja fue muy seguida y cada vez que salían de casa o de cualquier sitio la prensa les esperaba, algo que les hizo acudir a la Justicia.

Telma pidió medidas cautelares para poder proteger a su familia de ese "acoso" y que se les impidiera publicar noticias sobre ella en el futuro. Es decir, no demandaba por algo ya publicado, sino en previsión a que pudiera publicarse, algo que el juez desestimó. Según la sentencia, Telma era un personaje público y rechazaba la "mala fe" que ella aseguraba que tenía el medio centenar de medios denunciados

Así, a la hermana de la Reina no le ha quedado más remedio que seguir apareciendo en prensa, aunque es cierto que ahora no es lo mismo que cuando se casaron los Reyes. Telma lleva una vida tranquila alejada del ruido mediático en Barcelona, donde trabaja como directora de Relaciones Internacionales de la Escuela de Negocios ESERP, si bien sus funciones están a punto de cambiar y puede que su vida también, porque recientemente le han hecho responsable de la obra social del centro, lo que supone que volverá a desempeñar un trabajo de lo que más le gusta, los proyectos solidarios.

En su nuevo puesto, Telma deberá captar fondos de las grandes empresas para que ESERP pueda financiar las becas de sus estudiantes con menos recursos. Así, podrá volver a vivir en Madrid, pues todo apunta a que el nuevo trabajo lo tendrá que desempeñar desde la sede de la capital, si bien tendrá que viajar cada cierto tiempo a Barcelona y Mallorca, donde la Escuela tiene sus otras sedes.

De este modo, volverá a vivir con su familia, ya que todos estos años los ha pasado alejada de ellos. Tanto los Reyes como sus padres, Jesús Ortiz y Paloma Rocasolano, viven en Madrid, lo que le ha mantenido alejada de ellos todos estos años. Ahora, podrá volver a reunirse con ellos y a tener ayuda para cuidar de su hija Amanda, que ya tiene 11 años.

Disfruta de la soltería tras dos separaciones

Licenciada en Economía por la Universidad Autónoma de Barcelona, Telma siempre estuvo interesada por la solidaridad y nada más acabar la carrera se fue con la ONG Médicos Sin Fronteras como cooperante en diferentes países. Fue precisamente en Filipinas, en uno de estos viajes, cuando conoció a Enrique Martín-Llop, del que se enamoró y con el que regresó a España para establecerse y formar una familia.

En 2008 tuvieron a su hija Amanda, cuando vivían entre Toledo y Madrid. Pero después se instalaron en Barcelona, donde Telma comenzó a trabajar como Subdirectora de Proyectos Internacionales en el Ayuntamiento de la ciudad condal. Fue entonces cuando la pareja interpuso la demanda al medio centenar de medios por la que tuvieron que pagar 45.000 euros en costas tras perder el caso. Solo un año después, en 2010, rompieron su relación.

Fue en 2012 cuando Telma volvió a enamorarse, en esta ocasión de un hombre que fue buen amigo de su hermana Letizia cuando eran jóvenes. Se trata de Jaime del Burgo, hijo del político de los años 70 del mismo nombre quien incluso fue testigo en la boda de los Reyes. Ese año se reencontró con la hermana menor de la Reina y en pocos meses su amistad se convirtió en matrimonio. Primero, por lo civil en una íntima ceremonia en el monasterio de Leyre (Navarra) a la que acudieron muy pocas personas. Más tarde, el 7 de julio de 2012, contrajeron matrimonio por la Iglesia en un pueblo cerca de Roma, a donde sí acudieron los Reyes con sus hijas, Leonor y Sofía

Si bien les duró muy poco el amor, pues en 2014 tuvieron una grave crisis por la que estuvieron a punto de divorciarse. Encauzaron la relación pero en 2016 el matrimonio se rompió definitivamente. Parece ser que la distancia hizo mella en su relación, pues Jaime vivía en Nueva York y se veían muy poco.

Desde entonces, a Telma se le han atribuido varios romances, si bien ninguno ha llegado a confirmarse y a día de hoy está soltera y disfruta de salidas con los numerosos amigos que ha hecho en tantos años en Barcelona, por donde suele moverse en moto. Ahora, disfruta de sus vacaciones con Amanda y después se pondrá con la mudanza de Barcelona a Madrid. La hermana de la Reina residía en el barrio de Sarriá, lugar que ahora abandona para poner rumbo a la capital donde al fin podrá estar cerca de los suyos.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING