Miércoles, 18.09.2019 - 16:41 h
Sin jugadores NBA ni de Euroliga

España se venga de la campeona de Europa liderada por Quino Colom

La selección española de baloncesto se impuso (92-84) a Eslovenia en la segunda jornada de clasificación al Mundial

España se venga de la campeona de Europa liderada por Quino Colom
España se venga de la campeona de Europa liderada por Quino Colom / E.P

La selección española de baloncesto se impuso (92-84) a Eslovenia en la segunda jornada de clasificación al Mundial de China 2019, logrando una revancha de la amarga derrota del Eurobasket descafeinada por las ausencias en ambos equipos, en este arranque de las novedosas 'ventanas' FIBA.

Con un combinado renovado y sin jugadores NBA ni de Euroliga, los españoles sumaron en el Coliseum de Burgos su segunda victoria en su camino al Campeonato del Mundo. Esta vez la víctima fue una Eslovenia que derrotó a los de Sergio Scariolo en las semifinales del Eurobasket del que se proclamaron campeones el pasado verano, pero que ahora no pudo contar con sus piezas claves como Luka Doncic, Goran Dragic, Anthony Randolph y Edo Muric.

Con ambos equipos repletos de caras nuevas, Quino Colom (25 puntos) y Fran Vázquez volvieron a liderar a los suyos, como ya hicieran en el primer choque frente a Montenegro, con la ayuda de Sergi Vidal (6 de 7 en triples y 21 puntos) desde el perímetro.

El base gestionó el bloqueo y continuación con el pívot de Iberostar Tenerife, que además fue una pieza fundamental intimidando en la zona y consiguiendo una pequeña renta al inicio, que desapareció con la entrada de la segunda unidad. Con los españoles atascados, el veterano Sergi Vidal tomó la responsabilidad para anotar dos triples que mantuvieron a los suyos en el partido.

En el bando contrario, Klemen Prepelic (27 puntos) y Gasper Vidmar (24 puntos) anotaban con facilidad. La vuelta de Colom y Vázquez frenó la sangría y, con la ayuda del rebote ofensivo de Nacho Llovet, lograron recuperar la fluidez en ataque y llegar al descanso con un corto margen (44-38).

El despertar anotador de Vlatko Cancar (19 puntos) volvió a igualar el marcador en el tercer cuarto, complicando a los de Scariolo. Vidal volvió a salir al rescate con otros dos triples, antes de que el ídolo local Sebas Saiz levantara a la afición con un mate y un '2+1' que encarrilaron la victoria española.

Si los veteranos sostuvieron al bloque español, los más jóvenes aparecieron en el arranque del último cuarto para sentenciar el segundo triunfo. Saiz, junto a Llovet y Oriol Paulí, aumentaron la renta y certificaron la solidez del juego colectivo de España, por encima de las individualidades eslovenas.

Ahora en Portada 

Comentarios