Sábado, 18.01.2020 - 19:40 h

ATENTADOS. PIDEN EL CESE DEL JEFE DE CULTURA DE SANTANDER POR TACHAR EL ISLAM DE "RELIGIÓN MALA Y PERVERSA"

- Afirma que "el islam ha traído al mundo un sinfín de guerras, de odios y de divisiones irreconciliables". Ganemos Santander Sí Puede ha presentado una moción en el Ayuntamiento en la que reclama el cese del jefe de Cultura, Enrique Álvarez Fernández, por sus "islamófobas" reflexiones sobre el islam como una religión "mala y perversa" y su conclusión de que es ncesario "restaurar la religión de Cristo y limitar al máximo la de Mahoma".
Álvarez Fernández, nacido en 1954 y de origen leonés, es licenciado en Derecho y reside en Santander desde finales de los años setenta, donde ha desarrollado gran parte de su trayectoria, también como escritor. En el Ayuntamiento, gobernado por el Partido Popular, es responsable técnico del Servicio de Cultura.
Fernández vertió esas reflexiones en un artículo titulado 'El Islam y el Mal' publicado por medios locales, en el que alerta de que el mal está siempre "tan finamente" mezclado con el bien que a menudo "se confunden y nos confunden".
Asegura que todos los malos tienen "grandes virtudes" que son en realidad "la tapadera de terribles defectos", y pone como ejemplo el marxismo, aparentemente sensible a la injusticia social pero con una "carga inmensa de odio y de crueldad que era, además, declaradamente, su mejor arma de combate".
"El Islam es un caso análogo", explica, porque contemplado desde muchas perspectivas es "admirable", desde la belleza literaria del Corán a las aportaciones de su cultura al progreso de la humanidad durante la Edad Media.
EL ISLAN HA TRAÍDO GUERRAS
A pesar de ello, advierte, es "una religión mala y perversa". "Lo es porque niega la cualidad esencial de Dios, el Amor, y la niega en sí misma y en sus efectos, o en el mayor de todos ellos, que es la Encarnación y la obra redentora de Cristo, que se sustenta necesariamente sobre su divinidad. Y lo es también porque niega por completo el libre albedrío humano, porque tiene una concepción totalmente determinista y fatalista del hombre. Y porque niega asimismo la autonomía de las leyes naturales. Y porque niega la igualdad esencial en dignidad y derechos de todos los seres humanos. Y por último (por si todo lo anterior resultara mera especulación teológíca), es mala y perversa porque el islam ha traído al mundo desde el minuto uno hasta el día de hoy, un sinfín de guerras, de odios y de divisiones irreconciliables, tanto en su ámbito interno como en sus relaciones con la cristiandad, a la que por cierto también contribuyeron a envenenar más de lo que ya lo estaba por causa del cesaropapismo".
Por ello, considera "tremendamente insensato reaccionar ante el terrorismo yihadista favoreciendo al Islam moderado en nuestras sociedades". Cualquier concesión a las mezquitas, advierte, es "un error gravísimo". "Solo los tontos ignoran, aunque el número de ellos crece y crece, que el terrorismo no es ciego, ni ilógico, ni absurdo; que el terrorismo siempre saca tajada social y política, o al menos aspira a ello. Y el Daesh tampoco es una excepción".
La acción policial "está muy bien", concluye Enrique Álvarez, pero "si no se acompaña de una toma de conciencia por parte de los pueblos europeos de que, hasta donde la democracia lo permita, urge restaurar la religión de Cristo y limitar al máximo la de Mahoma, estos muertos de Barcelona y los de París y los de Londres y los que vengan habrán derramado útilmente su sangre. Sí, muy útilmente. Para el avance del Islam, claro".
Desde Ganemos Santander subrayan que estas afirmaciones son "falsas" y, dado el "nivel cultural" del que hace gala Álvarez, concluyen que sabe que lo son, por lo que juzgan aun más grave su pretensión de "manipular e incitar al odio".
Recuerdan, además, que Álvarez ya se ha expresado en otras ocasiones en contra de quienes desde la Iglesia Católica acogen en su credo a homosexuales o adúlteros, ha cargado contra la igualdad entre hombres y mujeres y ha acusado al "lobby LGTBI" de "aplastar disidentes" con mayor eficacia que la Inquisición.
Desde Ganemos Santander subrayan la emotiva imagen del padre de Xavi, el niño asesinado en el atentado de Barcelona, abrazando a un musulmán en Rubí para enviar un mensaje de convivencia. Por ello creen más "lamentable la actitud de algunos responsables públicos que han caído en la trampa de la lógica terrorista incitando a más odio y enfrentamiento".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING