Cristiano Ronaldo no irá al paraíso: los impuestos que pagaría en el United y PSG

El futbolista del Real Madrid tributa a Hacienda el 43,5% de su salario, una cifra levemente inferior a la que pagaría tanto en Inglaterra como en Francia.

En la Premier podría aprovecharse del 'remittance basis', por el que no estaría obligado a pagar el impuesto sobre los ingresos que obtuviera fuera de Inglaterra.

Le interesa leer: ¿puede entrar Cristiano Ronaldo en prisión?

Cristiano Ronaldo

Cristiano Ronaldo es el jugador más blindado del planeta. Florentino Pérez le puso una cláusula de rescisión de 1.000 millones de euros cuando le renovó en el Real Madrid. Una cifra cuatro veces superior a la de Leo Messi, que es de 250, aunque se elevará a 400 cuando renueve hasta 2021 en los próximos meses. Ambos jugadores han tenido problemas con Hacienda en relación a la declaración de sus derechos de imagen. El argentino ya devolvió unos 30 millones en complementarias, además de pagar unos dos millones de multa. El portugués ha decidido dejar el Real Madrid tras la denuncia de la Fiscalía, según adelantó la prensa lusa. Si sale a Francia o Inglaterra pagaría una cifra muy similar en impuestos a la que paga en España.

El delantero es desde 2016, según Forbes, el deportista mejor pagado del mundo. En 2017 se va a embolsar un total de 83 millones de euros brutos. De ellos, 51,7 son de su sueldo y el resto proceden de acuerdos publicitarios. La marca 'CR7' es una de las más valoradas en el mundo junto a otras como las de Lebron James, Tiger Woods o Roger Federer. Por delante de Messi y a años luz del resto de futbolistas.

Cristiano Ronaldo llegó en 2009 al Real Madrid y se acogió a la ‘Ley Beckham’, que permitía un ventajoso régimen fiscal para atraer talento a España en todos los ámbitos, incluido el del fútbol. Tributó bajo un régimen impositivo del 24% que después ascendió al 24,7%. Además, permitía declarar fuera de España parte de los ingresos por derechos de imagen. Sin embargo, esa ley quedó derogada en 2011 y Cristiano, como el resto, perdió estas ventajas.

Por ello, la Fiscalía Provincial de Madrid le ha denunciado por cuatro delitos contra la Hacienda Pública cometidos entre los años 2011 y 2014 y que suponen un fraude tributario de 14,7 millones de euros. Amparado en la ‘Ley Beckham’, el portugués solo tributaba en España por el 20% de sus derechos de imagen. De esta forma y Según Football Leaks, el portugués ocultó en las Islas Vírgenes Británicas unos 150 millones de euros.

En 2015 regularizó la situación con el pago de 5,6 millones de euros, por lo que se le debía aplicar la "excusa absolutoria" (exento de responsabilidad penal). Pero para ello, la regularización tiene que ser "completa y veraz". Algo que según Hacienda no ha sido así. Por este motivo lo ha denunciado ante la Fiscalía, que destaca que Cristiano se aprovechó de una estructura societaria creada en 2010 para ocultar al fisco las rentas generadas en España por los derechos de imagen. Esto supone un incumplimiento "voluntario" y "consciente" de sus obligaciones fiscales en España.Si se marcha, no será a un paraíso

Cristiano Ronaldo tributa su salario a un tipo impositivo del 43,5%, la 'tarifa autonómica' de la Comunidad de Madrid. Es la inferior del país, ya que en el resto de comunidades los contribuyentes que ganan más de 60.000 euros anuales tributan entre un 45 y un 48%. Esto supone que los 51,7 millones de sueldo se quedan en unos 28 netos.

En cuanto a los derechos de imagen, Cristiano puede tributar un 85% de sus ingresos como rentas del trabajo al 43,5%, mientras que el 15% restante de ellos los puede tramitar a través del Impuesto de Sociedades, cuyos beneficios tributan al 28% como si fueran rentas de ahorro. El problema se genera cuando un contribuyente tributa más de un 15% fuera de las rentas del trabajo.

Si Cristiano Ronaldo finalmente decide dejar el Real Madrid, no le faltarán las novias. Pero su elevado precio de mercado, estimado en unos 200 millones, solo está al alcance de los más ricos de Europa. El potencial económico del PSG o la vuelta al Manchester United son las dos opciones más reales.

Actualmente, en Inglaterra existe un régimen especial para los deportistas que es bastante beneficioso para ellos, el ‘remittance basis’. Gracias a él no están obligados a tener su domicilio fiscal en Reino Unido aunque residan allí si tienen la intención de dejar el país en el futuro. No tienen que pagar impuestos sobre los ingresos que obtienen fuera de las islas británicas. Por lo tanto, solo pagan en Inglaterra por lo que ingresan en mientras trabajan en el país ya sea por salario o derechos de imagen. Se beneficiaría por otras inversiones financieras, dividendos o bonos.

En cuanto a Francia, el mayor beneficio podría encontrarlo en los ingresos por publicidad. Los deportistas con domicilio fiscal en el país galo tributan todos sus ingresos al 33,3%. Karim Benzema lo hace con sus acuerdos publicitarios que no tienen nada que ver con el Real Madrid y por los que tributa a través de una empresa llamada Best of Benzema (BOB). Esto supondría para CR7 apenas un 10% menos de lo que paga en España, unos 2 millones de euros.

En ambos países, Cristiano tendría que pagar en impuestos el 45% de su salario, cifra levemente superior a la del Real Madrid. Tanto en la Premier como en la Ligue 1 la cifra sería idéntica para el portugués, según fuentes especializadas consultadas por lainformacion.com. En Inglaterra lo pagan los contribuyentes que ganan más de 171.00 euros anuales; en Francia, los que superan los 152.000 después de que desde 2013 hasta 2015 esta cifra se elevara hasta el 75%. Sus derechos de imagen, entre Lim y el Madrid

A día de hoy, los ingresos publicitarios de Cristiano Ronaldo se dividen en dos: los acuerdos que firma como marca y otros en los que el Real Madrid explota su figura. Cuando el portugués renovó en 2013 (hasta 2018) acordó quedarse con el 50% (en vez de con el 40%) de los ingresos de las campañas en las que apareciera con el escudo del 12 veces campeón de Europa.

Por la otra parte, Cristiano vendió en 2015 sus derechos de imagen a Mint Media, compañía propiedad de Peter Lim, máximo accionista del Valencia y amigo del representante del jugador, Jorge Mendes, en un movimiento estratégico para crecer especialmente en el mercado asiático a nivel publicitario. Esta compañía es la que gestiona los derechos del portugués en todo el mundo a cambio de una cifra económica que no se hizo pública.

Si se va cobrarán varios clubes

Debido a la contribución de solidaridad, el Real Madrid estaría obligado a abonar la cantidad correspondiente a varios clubes si vendiera a Cristiano Ronaldo. Lo que comúnmente se conoce como los derechos de formación, significa que el 5% del traspaso de un futbolista debe repartirse a los clubes en los que el futbolista jugó entre los 12 y 23 años, según queda recogido en el Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA.

Lo que en los fichajes habituales supone una pequeña cantidad para un club de fútbol profesional, en el caso de Cristiano es algo más que un pellizco. Un traspaso de 200 millones de euros supondría un montante de 10 millones a repartir entre el United (5 millones), el Sporting de Lisboa (4,5) y el CD Nacional (0,5).

Ahora en portada

Comentarios