Las ventajas de contratar mujeres

"Si puedo ayudar a una mujer en paro y con hijos, la elijo antes que a un hombre"

Ante las menores oportunidades, surgen empresas que solo o mayoritariamente contratan mujeres para acabar con las brechas.

Las autónomas disfrutan de las mismas 16 semanas de baja de maternidad.

Las mujeres son mayoría en la universidad, obtienen mejores resultados académicos y acaban la carrera en un porcentaje mayor al de los hombres.
Pese a estar mejor preparadas, son muchas las que tienen que dejar su trabajo de forma anticipada ante la imposibilidad de hacerlo compatible con su vida personal y el cuidado de los hijos, que en la mayoría de los casos recae en ellas.

Casi nueve de cada diez mujeres
señalan que las responsabilidades familiares son un claro obstáculo para su carrera laboral y mayoritariamente reconocen menores oportunidades que los hombres para acceder a determinados puestos de trabajo. 

Ante esta situación, surgen empresas que deciden marcar la diferencia y apoyar, prioritariamente, a las mujeres que a parte de madres, son profesionales y quieren trabajar con los mismos derechos que el sexo opuesto. Así, apuestan por contratar más mujeres que hombres o por la contratación exclusiva de mujeres ya que valoran las cualidades y habilidades que estas profesionales aportan a la empresa. Y a su vez, contribuyen a disminuir la desigualdad laboral.

Empresas que apuestan por plantillas femeninas

"Si tengo la oportunidad de ayudar a una mujer en paro y con hijos, la eligiría respecto a un hombre", afirma Soledad Olalla, de Press Corporate. Además, añade que para su sector, el de la comunicación, las mujeres no solo son mayoría, sino que parecen estar más cualificadas.

Este es también el caso de Concha Vidales, cofundadora y directora ejecutiva de DNA Data, que vio una desigualdad importante en el sector de la biomédica puesto que a pesar de que había muchas mujeres graduadas, apenas tenían presencia en el mercado laboral. "Mi socia y yo decidimos apostar por ellas y aportar nuestro granito de arena para ayudar en la igualdad". DNA Data cuenta con una plantilla de seis personas, de nuevo, exclusivamente femenina.

La plantilla de Urbión Asesoría-Gestoría Alfageme cuenta con siete mujeres de entre 22 y 55 años: dos con tres hijos, una embarazada y otra con un marido con gran invalidez. Cuando Óscar Alfageme montó su empresa apostó por las mujeres y decidió que no contrataría hombres, una forma de asentar la población en el medio rural y contribuir a disminuir la brecha de desigualdad por género. "Vi que si no encontraban puestos en la ciudad, tampoco lo harían en un pueblo donde las mujeres solo son funcionarias o cuidan a personas mayores". Alfageme no solo quería romper con la desigualdad laboral sino que, además, considera que el talento que una mujer puede aportar a la empresa es inigualable.

"Empatía, sensibilidad, multifunción, beneficio social. La mujer aporta esos valores añadidos y no solo busca objetivos. Las empresas están muy mecanizadas y hay que humanizarlas", y añade "la próxima revolución económica viene de la mano de la mujer". Otra empresa que apoya la inserción laboral de las mujeres con hijos es Ratucos, tienda online de telas de confección. Su gerente, Patricia Pintos, conoce de primera mano la necesidad de quedarse en casa cuando los pequeños lo requieren y decidió ofrecer a otras mujeres esa flexibilidad "porque los hijos son lo primero". Aunque ahora en su plantilla ninguna de las mujeres tenga hijos, sí que lo consideró un "requisito indispensable" cuando hizo su primer proceso de selección, pues quería brindar esa ayuda a todas las mujeres que se encontraban en paro en Soria por la imposibilidad de compatibilizar ambos mundos.

Y no son solo las pequeñas empresas. Grandes compañías como GSK España se han unido al Plan Empresarial de Igualdad y cuenta con un 53% de mujeres en su plantilla, quienes además ocupan el 46% de puestos directivos o intermedios. También destaca el Servicio Andaluz de Salud (SAS), que cuenta con más de 65.000 mujeres lo que supone casi el 70% de su plantilla.

¿Por qué deberían las empresas contratar más mujeres?

"Las empresas que tienen mayor número de mujeres en su plantilla han desarrollado mayores políticas de conciliación", según puede leerse en el estudio Conciliación Empresa-Familia en el Sector Financiero. El estudio añade que hay empresas donde más del 75% de la plantilla es mujer, la cultura y las políticas de conciliación suelen estar alineadas.

Celia Ferrero, vicepresidenta de la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos-ATA, comenta que durante la crisis muchas asalariadas que fueron despedidas optaron por ser autónomas buscando esa flexibilidad que no consiguieron en sus empresas. Las que son empleadoras ofrecen además mejores condiciones laborales. Cuantas más mujeres hay en una empresa mejores son las políticas de conciliación. Así ocurre en su empresa, donde todos los puestos ejecutivos, a excepción de uno, están ocupados por mujeres.

Ferrero añade que los casos de mujeres emprendedoras suelen ser más exitosos ya que estas tienden a planificar mejor por su mayor aversión al riesgo- además de que emplean más y mejor-. 

Alfredo Diez, Coach ejecutivo experto en liderazgo femenino de TISOC asegura que la dinámica empresarial se ve muy enriquecida con la incorporación del colectivo femenino y por ello realizó un listado con algunas de las cualidades que aporta la incorporación de mujeres a la empresa que incluye: "La intuición, empatía, disposición para el trabajo en equipo y el buen trato, mejora del clima laboral, "multitarea", resolución de conflictos, competencias emocionales, etc.

Por si esto no es suficiente, en la investigación "¿Es la diversidad de género rentable?", realizada por el Peterson Institute for International Economics y EY, se destaca que existe una correlación entre la cantidad de mujeres que ocupan altos cargos y ciertas características de las empresas y países, como la ausencia de actitudes discriminatorias hacia ejecutivas, la especialización en carreras asociadas con dirección y gestión empresarial y los permisos de paternidad.

Frente al tradicional modelo patriarcal de liderazgo autoritario y jerárquico, algunos analistas vaticinan que la próxima revolución económica vendrá de la mano del papel que la mujer juegue en el mundo de la empresa y los mercados. Se habla incluso de un nuevo liderazgo futuro en el que la creatividad, la sensibilidad y la comunicación serán aspectos primordiales en la buena marcha de las empresas.

El secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, señalaba esta semana, durante la clausura de la V edición del proyecto Promociona Compartiendo experiencias, generando valor, que el PIB en España "podría crecer en torno al 14 por ciento" si se incorporara "íntegramente" el talento femenino en las empresas.

La incorporación íntegra del talento femenino en las empresas supondría un aumento de más de 156.000 millones de euros del Producto Interior Bruto (PIB) de España, cifra suficiente para hacer frente al pago de las pensiones de los españoles, que en 2017 supuso un coste de 139.647 millones de euros.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios