Miércoles, 15.08.2018 - 10:41 h
Ana Botín ganó 7,87 millones de euros 

Los primeros ejecutivos de la banca del Ibex ganaron un 14,4% más en 2017

Los presidentes, tanto ejecutivos como no ejecutivos, ganaron en total 20,2 millones de euros, lo que implica un incremento del 20% respecto a 2016.

Una economía tomada por fondos: su peso en el Ibex alarma al Gobierno
Los salarios de los primeras espadas del Ibex suben.

Los primeros ejecutivos de los bancos presentes en el Ibex 35 obtuvieron una retribución conjunta de 38,73 millones de euros en 2017, lo que supone un 14,4% más que el ejercicio anterior.

Esta cifra incluye las retribuciones tanto en metálico como en acciones recibidas por los presidentes y consejeros delegados de Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Sabadell y Bankinter el pasado año.

Los presidentes, tanto ejecutivos como no ejecutivos, ganaron en total 20,2 millones de euros, lo que implica un incremento del 20% respecto a 2016, mientras que los consejeros delegados obtuvieron 18,54 millones de euros, un 9% más.

La ejecutiva que más ingresó fue Ana Botín y lo hizo por su cargo de presidenta ejecutiva de Santander. Ganó 7,87 millones de euros en 2017, un 6,8% más, y generó aportaciones a los sistemas de ahorro por 2,7 millones de euros.

El consejero delegado de Santander, José Antonio Álvarez, percibió 6,43 millones de euros, un 5,88% más, a lo que se suman aportaciones al plan de pensiones por importe de 2,46 millones de euros.

Por detrás se situaron los primeros ejecutivos de BBVA, Francisco González y Carlos Torres Vila, que ocupan los cargos de presidente y consejero delegado, respectivamente.

González generó una remuneración de 5,79 millones de euros en 2017, un 17,7% más, mientras que su 'número dos' cobrará 4,9 millones de euros, lo que supone un aumento del 10,6%. Este último generó aportaciones al plan de pensiones por 1,85 millones de euros.

En el caso de CaixaBank y Bankinter, los presidentes tienen la consideración de no ejecutivos y obtuvieron en el ejercicio 2017 menor remuneración que los consejeros delegados de estos bancos.

Así, Gonzálo Gortázar cobró 2,53 millones de euros (+0,43%) por su cargo en CaixaBank y en otras sociedades del grupo, particulamente VidaCaixa, de la que es presidente, y generó aportaciones al plan de pensiones por 255.000 euros.

Por su parte, María Dolores Dancausa, consejera delegada de Bankinter, incrementó sus ganancias un 5,9% en 2017, hasta 1,3 millones de euros, y no cuenta con aportaciones a los sistemas de ahorro.

Los sueldos más bajos, en Bankia

Los primeros ejecutivos de Bankia registraron los sueldos más bajos. Tanto José Ignacio Goirigolzarri como José Sevilla generaron ingresos por 800.000 euros, un 6,7% más que en 2016, y, de esa cantidad, 500.000 euros se abonaron en metálico y 150.000 euros se entregarán en acciones.

El presidente de Sabadell, Josep Oliu, ganó 3,65 millones de euros el pasado ejercicio, incluyendo un bonus por objetivos que no percibió en 2016, lo que supone un 41% más, y acumuló 177.000 euros en aportaciones al plan de pensiones.

El consejero delegado de la entidad con sede en Alicante, Jaime Guardiola, ganó 2,56 millones de euros en el ejercicio, incluyendo también el bonus por objetivos, lo que supone un 28,13% más. Además, Sabadell realizó una aportación al sistema de ahorro de su consejero delegado de 3,41 millones de euros.

Los primeros ejecutivos de la banca del Ibex ganaron un 14,4% más en 2017

Ahora en portada

Comentarios