Jueves, 16.08.2018 - 00:08 h
Resultados del primer trimestre

BBVA eleva un 12% el beneficio con la mejor contribución de España desde 2011

Las cuentas reflejan la drástica reducción de pérdidas de la división inmobiliaria tras deshacerse de gran parte del 'ladrillo' malo.

Francisco González, presidente de BBVA.
Francisco González, presidente de BBVA. / EFE

España vuelve a recuperar peso en el negocio bancario. BBVA ganó 1.340 millones de euros en el primer trimestre del año, magnitud que implica una mejora interanual del 12%, apoyada en el buen desempeño de sus cuatro mercados principales: México, EEUU y Turquía, pero sobre todo en España, cuya cuenta vuelve a contribuir como no lo hacía desde 2011.

El resultado de 410 millones cosechado en España construye un 25,1% la ganancia atribuida del grupo. Su mejora descansa en la drástica reducción de las pérdidas en la unidad inmobiliaria, desde 106 a 27 millones, y cuya carga casi desaparecerá gracias al acuerdo firmado con Cerberus para desconsolidar más de 10.000 millones en ladrillo.

La principal aportación la cosecha en México, con 571 millones, donde su ganancia aumentó un 5,54% -subiría el 12,5% sin se aisla la apreciación del euro-. Se apoya en avances del 4,8% en el crédito y del 7,6% en los recursos administrados de clientes. La filial turca mejora su cuenta un 25% y suma 201 millones; y Estados Unidos un 51%, contribuyendo con 195 millones. En estos últimos dos mercados la progresión del resultado se amplía a 49 y 74 millones en sus divisas locales, aunque finalmente recogido lo diluye la fortaleza del euro frente al dólar y la lira turca.

Operativa muy ajustada de negocio bancario

El beneficio obtenido entre enero y marzo por el banco que preside Francisco González "es el mayor resultado trimestral de los últimos tres años", y en términos interanuales, creció en todas las áreas geográficas en las que opera el grupo. Aún así, las cifras reflejan que los préstamos y anticipos a la clientela brutos descendieron el 11,6%, hasta los 381.683 millones, en tanto que los depósitos a la clientela se redujeron el 9,6%, hasta los 360.213 millones.

En cuanto a los principales márgenes de la cuenta, el de intereses -que mide los ingresos- se situó en 4.288 millones, el 0,8% menos, mientras que las comisiones crecieron un 1,1 %, hasta los 1.236 millones. La suma de ambas partidas -los ingresos recurrentes, es decir, los típicos del negocio bancario- ascendió a 5.524 millones, el 0,4% menos.

Por su parte, los resultados de operaciones financieras (ROF) disminuyeron en la comparativa interanual, dado que el año pasado se contabilizaron las plusvalías obtenidas por la venta de la participación del 1,7 % en el banco chino CNCB. Según las cuentas, el margen bruto alcanzó los 6.096 millones, el 4,5% menos, y el neto, los 3.117 millones, el 4% inferior.

Por último, BBVA ha explicado que el proceso de transformación que lleva a cabo está impulsando las ventas digitales de manera exponencial, al tiempo que mejora la eficiencia. A cierre de marzo, tenía 24 millones de clientes que se relacionan con el banco por canales digitales (un 25 % más que un año antes). De estos, los clientes que interactúan a través del móvil suman 19,3 millones, lo que supone un 43% más. El grupo tiene como objetivo que, en 2018, el 50% de los clientes sean digitales, y en 2019 el 50% sean usuarios móviles.

BBVA eleva un 12% el beneficio con la mejor contribución de España desde 2011

Ahora en portada

Comentarios