El líder del Ku Klux Klan en Missouri es asesinado por su esposa y su hijastro

Frank Ancona, líder del Ku Klux Klan en Missouri, fue hallado en un río al este del estado con un disparo en la cabeza.

La policía ha detenido a su mujer y su hijastro, presuntos responsables del crimen, del que se desconocen las causas.

El líder del Ku Klux Klan en Missouri es asesinado por su esposa y su hijastro. Facebook

El cadáver del líder del Ku Klux Klan en Missouri (Estados Unidos), Frank Ancona, fue hallado el pasado sábado en el sureste del estado. Las autoridades detuvieron ayer lunes a su mujer y a su hijastro acusados del asesinato de éste.

Malissa Ancona, de 44 años, y Paul Jinkerson, de 24, son los presuntos responsables de un delito de asesinato en primer grado, abandono de un cadáver y falsificación, según ha informado el diario 'The Kansas City Star'.

Según el texto en el que se describen los cargos, Jinkerson habría matado a su padrastro en su propia vivienda, situada en Leadwood, en el este del estado. El cuerpo de Ancona fue encontrado en el río Misuri con un impacto de bala en la cabeza. Se cree que Jinkerson mató a su padrastro cuando éste estaba durmiendo.

"La señora Ancona ha admitido que no informó del crimen y que, además, intentó destruir pruebas de sangre y alterar la escena del crimen con el objetivo de ocultar el delito, y ha actuado en complicidad con su hijo", explica el documento. Se desconocen las causas del crimen.

El fiscal del condado de St. Francois, Jerrod Mahurin, quien ha presentado los cargos contra ambos, cree que el asesinato del líder del KKK en el estado tuvo su origen en una disputa familiar y que no está relacionada con su participación en el grupo supremacista blanco, según 'The New York Times'.

Dos días antes de aparecer el cuerpo, la policía había encontrado el coche de Ancona. Estaba abandonado y había sido limpiado con productos químicos. Además, había una pila de ropa quemada cerca del vehículo. Aun así, las autoridades hallaron evidencias en la habitación del matrimonio.

El cadáver de Ancona, de 51 años, fue hallado con impactos de bala el sábado cerca de Belgrade, a unos 30 kilómetros al este de Leadwood, por una familia que se encontraba de pesca en la zona. Las autoridades aseguran que no se sabía nada del líder del KKK desde el miércoles por la mañana.

Ahora en Portada 

Comentarios