Miércoles, 23.05.2018 - 18:48 h
Actualmente está en 0,30 g/litro

Tráfico propone bajar la tasa de alcohol para los conductores profesionales

La DGT también valora la posibilidad de que las empresas puedan tener acceso a los puntos que tiene en su carné un empleado.

Agentes de la Guardia Civil durante un control de alcoholemia. EFE
Agentes de la Guardia Civil durante un control de alcoholemia. EFE

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha propuesto que la nueva ley de Tráfico rebaje el límite de la tasa de alcohol permitida para los conductores profesionales, la cual está actualmente en 0,30 gramos por litro en sangre.

Se trata de uno de los cambios normativos que la DGT ha incluido en el anteproyecto de ley de tráfico, remitido ya al Ministerio del Interior y que, tras su valoración, será trasladado al Consejo de Ministros, según ha avanzado el director general de Tráfico, Gregorio Serrano, tras inaugurar la jornada "Drogas y conducción" organizada por la Fundación Mapfre.

Aunque Serrano no ha dado más detalles sobre esta rebaja, sí ha apuntado que el límite actual "se va a reducir" para los conductores profesionales del transporte de mercancías o de pasajeros, a pesar de que sean "una minoría" los que dan positivo en alcohol.

Serrano, que tampoco ha precisado cuándo estará listo el proyecto de la nueva ley, se ha referido también a otras iniciativas ligadas al sector de los conductores profesionales como la posibilidad de que las empresas puedan tener acceso a los puntos que tiene en su carné un empleado.

Otra de las medidas que Tráfico está estudiando con las empresas es la futura instalación de dispositivos en el interior de estos vehículos profesionales que detecten si el conductor ha consumido alcohol y drogas y que impidan encender el motor en caso de dar positivo.

Un sistema llamado "Alcolock" implantado ya en países como Francia y que consiste en un etilómetro similar a los empleados por las fuerzas de seguridad que va conectado al vehículo y que bloquea que el conductor emprenda viaje si el resultado de la prueba es positivo.

Uno de cada tres conductores (no solo profesionales) a los que se les hizo un test de alcohol y drogas al volante en 2017 dio positivo por alguna de estas sustancias, según los datos facilitados por el Gobierno. En total, de los 89.812 controles realizados en toda España, 31.165 (un 34%) fueron sancionados.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios