Los héroes del Camino de Santiago: más de 100 km a pie para 15 jóvenes con Down

Este grupo de jóvenes, acompañados de seis personas de apoyo, iniciaron su peregrinaje el pasado 6 de julio.

Los héroes del camino de Santaigo
Los héroes del camino de Santiago

Un total de 15 jóvenes con síndrome de Down u otra discapacidad intelectual de la Fundación Síndrome de Down de Madrid (Down Madrid) han llegado este sábado a Santiago de Compostela tras completar con éxito la X edición del Camino de Santiago, en la que los peregrinos han recorrido a pie los últimos 113 kilómetros del Camino Francés.

Este grupo de jóvenes, acompañados de seis personas de apoyo, iniciaron su peregrinaje el pasado 6 de julio en Sarria, localidad lucense desde la que arrancaron esta décima edición del Camino de Santiago. Durante nueve días, los peregrinos caminaron entre 10 y 15 kilómetros por etapa, excepto una de ellas, la que separaba Arzúa de Predouzo, que llegaba a los 19 kilómetros.

Los jóvenes de Down Madrid completaron las dos últimas etapas del Camino Francés acompañados por un grupo de voluntarios de OHL, que se unieron a los peregrinos este jueves 12 de julio. Todos los participantes llegaron a la Plaza del Obradoiro, donde fueron recibidos por sus familias, que se desplazaron hasta Galicia para disfrutar de un día en la capital gallega. El mismo sábado, el grupo se dirigió a la catedral de Santiago para sellar su acreditación, recoger la Compostelana y asistieron a la Misa de Peregrinos, dando así por finalizada la X edición del Camino de Santiago.

Esta nueva edición del Camino ha servido para que los participantes fomenten el crecimiento personal y la integración social, además ha ayudado a mejorar su autonomía personal y a superar las adversidades encontradas durante todo el recorrido. Día a día, estos jóvenes han compartido experiencias con sus compañeros y cada tarde se reunían para escoger a los ‘Peregrinos del día’, elegidos por haberse esforzado y haber ayudado a sus compañeros frente a cualquier adversidad. Las personas seleccionadas recibían la responsabilidad de llevar en la siguiente etapa la ‘Concha de Peregrinos’.

El Camino de Santiago es una experiencia que ayuda a las personas con síndrome de Down u otra discapacidad intelectual a poner en práctica sus habilidades interpersonales, mejorar su autonomía y a disfrutar de una semana de vacaciones de una manera alternativa.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios