Viernes, 15.12.2017 - 15:07 h

Así celebran los niños una Navidad histórica tras la liberación de Alepo

Horas después del anuncio del Ejército sirio, los ciudadanos han instalado un árbol de Navidad, mientras los menores cantan y se disfrazan de Papá Noel por estas horas.

Bachar al Asad ha destacado que su victoria pertenece también a los países que están contribuyendo de forma efectiva en la lucha contra el terrorismo en esa nación.

Así lucen ahora las calles de Alepo.

Alepo regresa poco a poco a la normalidad tras la liberación y los ciudadanos de esa localidad siria han puesto un árbol navideño en la calle por primera vez en cinco años, el tiempo en el que sufrió el acoso y la presencia de los rebeldes.Whilst MSM is busy spreading jihadist propaganda, this is what's actually happening in #Aleppo.
Merry Christmas #Syria @AboZain6 pic.twitter.com/8XAkxU79pI— H e b a (@HKX07) 20 de diciembre de 2016

En las imágenes se puede observar a niños cantando en coro, músicos vestidos como Papá Noel tocando la trompeta y un gran árbol iluminado. Además, en una de las fotos se ven banderas colgando de un edificio con las imágenes de Al Assad y Vladimir Putin, presidente de Rusia, respectivamente, principal aliado del régimen sirio en la guerra que lleva más de cinco años.

El presidente sirio, Bachar al Asad, destacó que la victoria del ejército nacional en la ciudad de Alepo pertenece también a los países que están contribuyendo de forma efectiva en la lucha contra el terrorismo en Siria, especialmente Irán y Rusia.

Al Asad subrayó en el encuentro que el triunfo en Alepo supone también un "revés para todos los Estados que son hostiles al pueblo sirio y que han empleado el terrorismo como medio para lograr sus intereses".

Un sacerdote franciscano de la parte occidental de la ciudad siria explicó que habían decidido adelantar la Misa de Nochebuena en Alepo para evitar cualquier desgracia. Fue el padre Ibrahim Sabbagh, sacerdote franciscano de la parte occidental de Alepo, quien señaló su temor de que los terroristas lleven a cabo atentados la noche de Navidad.

Por ello, decidió adelantar la Misa de Nochebuena en la ciudad asediada por el terrorismo del Estado Islámico. "Tenemos tanto miedo que hemos fijado la fecha de la celebración de la Navidad a las 5 de la tarde porque queremos enviar a la gente lo más rápido posible a sus casas. Tenemos miedo de que alguna milicia se esté preparando para lanzar misiles de gran potencia en la noche de Navidad y así ocasionar una gran tragedia", dijo.

Este jueves, el Ejército sirio anunció la reconquista de la zona este de Alepo, antiguo territorio rebelde, después de semanas de una ofensiva gubernamental que forzó un acuerdo para evacuar a los últimos civiles y combatientes de la parte oriental.

Un portavoz militar garantizó "el restablecimiento de la seguridad y la estabilidad en Alepo, tras ser liberada de los terroristas con la salida de sus últimos remanentes".

El presidente sirio, Bashar Al Assad, había dicho horas antes que la victoria en Alepo era "un paso básico en el camino hacia el final del terrorismo en Siria y para crear las condiciones adecuadas para hallar una solución que ponga fin a la guerra".

El régimen de Al Assad lanzó hace semanas su última ofensiva. La guerra sin cuartel sobre Alepo le permitió el 14 de diciembre sellar un pacto con la oposición para evacuar a los civiles y combatientes que resistían en la parte oriental a cambio una evacuación similar en las localidades de Foua y Kefraya, sitiadas por la insurgencia en Idleb.

Según datos del Comité Internacional de Cruz Roja (CICR), más de 30.000 personas han abandonado el este de Alepo en esta semana. La mayoría se han dirigido a zonas rurales de la provincia o a Idleb, en manos rebeldes.

Ahora en portada

Comentarios