Muere el exdictador uruguayo Gregorio Álvarez

Álvarez, de 91 años, llevaba una década preso por las graves violaciones de los Derechos Humanos cometidas durante el régimen dictatorial. En octubre de 2009, unos dos años después de ser detenido, fue sentenciado a 25 años de cárcel por el homicidio de 37 personas desaparecidas durante la dictadura.

El último dictador militar de Uruguay es considerado uno de los principales responsables del golpe de Estado perpetrado en 1973, pero terminó denostado por el avance de la oposición en 1982 y la creciente disidencia interna en las Fuerzas Armadas. Álvarez terminó negociando una transición que culminó con la celebración de elecciones en noviembre de 1984.

Ahora en portada

Comentarios