Miércoles, 22.11.2017 - 15:53 h

Luz verde a la Ley a tramitar en el Congreso para el trasvase entre Tinto-Odiel-Piedras y Guadalquivir

El Pleno del Parlamento andaluz ha dado luz verde este miércoles, con los votos a favor del PSOE-A, el PP-A y Ciudadanos y el rechazo de Podemos e IULV-CA, a la Ley a tramitar ante la Mesa del Congreso de los Diputados sobre transferencia de recursos de 19,99 Hm3 desde la demarcación hidrográfica de los ríos Tinto, Odiel y Piedras a la demarcación hidrográfica del Guadalquivir.

Esta medida, que requiere la modificación de la Ley del Plan Hidrológico Nacional, busca asegurar recursos hídricos suficientes para los regadíos y el abastecimiento de la comarca onubense del Condado. El trasvase también contribuiría a sustituir las extracciones de aguas subterráneas y aliviar así la presión sobre el acuífero Almonte-Marisma, del que se nutren los ecosistemas de Doñana.

Para posicionar al PSOE-A, el diputado Francisco Jesús Fernández Ferrera ha criticado que las puertas del Consejo de Ministros "están cerradas al trasvase al Condado de Huelva" a la par que ha negado, como dice el PP-A, que "ya se está trabajando en el trasvase". "Espero y deseo que el trasvase sea a partir de hoy una realidad", ha afirmado.

"Ojalá el próximo viernes veamos que en el Consejo de Ministros el Gobierno de Mariano Rajoy lleva la Ley del Trasvase", ha manifestado el parlamentario socialista, quien ha dicho que de ocurrir esto "sería una magnífica noticia" para la provincia de Huelva. Ha confiado en que la ley remitida al Congreso "pueda aprobarse mirando a la protección del medioambiente y velando para evitar sanciones a los agricultores".

En nombre del PP-A, su diputado Manuel Andrés González ha explicado que su formación ha respaldado esta ley "desde el primer momento" por la considera "buena" para los agricultores del Condado de Huelva y atiende a una "demanda histórica" de éstos. Ha indicado además que dicho trasvase ya se está llevando a cabo por parte del Gobierno, por lo que no entiende que el PSOE-A traiga esta iniciativa, "a no ser que quiera limpiar su conciencia con el campo onubense".

Y es que, según ha afirmado el 'popular', desde el PSOE, tanto en el Gobierno central como en la Junta de Andalucía, se ha dado "la espalda de manera sistemática" a los agricultores de Huelva. "Se los ha ignorado y se les ha criminalizado", ha advertido González, para quien ésta es "la verdadera cara" del PSOE, "un partido que en Huelva acude a las manifestaciones y da palmaditas en la espalda de los agricultores pero a la hora de la verdad les da la espalda".

Por Podemos Andalucía, la parlamentaria Mercedes Barranco ha advertido de que el trasvase "es una gran mentira" porque, según ha asegurado, "es inviable" y además "responde a intereses electoralistas y a la compra de una paz social que el PSOE y el PP se han encargado de dinamitar".

Tras garantizar que la formación morada no va a ser partícipe de esta "gran mentira", ha afirmado que existen serias dudas sobre las consecuencias que pueda tener el trasvase en los cultivos y en el entorno de Doñana, a la par que ha avisado de la "debilidad ambiental" de ese trasvase, que "va a crear nuevas amenazas". Así, ha reclamado paralizarlo hasta que se estudien alternativas más viables que no generen "un efecto perverso".

En representación de Cs ha intervenido el diputado Julio Díaz, que ha defendido que esta iniciativa va de "vertebrar", algo que "Huelva necesita, también desde el punto de vista hidráulico", así como de "preservar el acuífero Almonte-Marismas", de "una pujante actividad agrícola", la de los frutos rojos, "a la que hay que darle seguridad jurídica", y de "creación de empleo y potencial exportador", según ha abundado el parlamentario de la formación naranja.

Así, ha señalado que en la iniciativa "concurren importantes motivos y objetivos de interés general que justifican la tramitación de esta proposición de ley", a la par que ha indicado que Cs espera ser "elemento catalizador del diálogo" en el marco de la tramitación de esta iniciativa ya en el Congreso de los Diputados.

Finalmente, el diputado de IULV-CA José Antonio Castro ha manifestado que, al abordar esta iniciativa, habría que preguntarse primero si existe "un desequilibrio hidrológico" o lo que se da es "un grave desequilibrio de nuestro modelo productivo". "Nosotros diríamos que lo segundo", ha respondido, al tiempo que ha abogado por aplicar "medidas de gestión de la demanda" y se ha preguntado si cuando se plantean este tipo de políticas "existen hojas de ruta para garantizar la sostenibilidad de las cuencas receptoras".

Igualmente, el parlamentario de la coalición de izquierdas ha aseverado que "ninguna cuenca, por definición, es deficitaria", y se ha preguntado "cómo se combinan los trasvases" con un mandato fundamental como es "el buen estado ecológico de todas las masas de agua".

Ahora en portada

Comentarios