Lunes, 25.03.2019 - 07:38 h

Casi la mitad de las personas con diabetes no sabe que tiene la enfermedad

Casi la mitad de las personas con diabetes no sabe que tiene la enfermedad

La prevalencia de la diabetes y los trastornos en la regulación de la glucosa se incrementan de forma significativa con la edad y es mayor en hombres, según ha destacado este experto, que apunta que el control de la enfermedad se consigue con antidiabéticos orales (ADO) o insulina, dieta y ejercicio.

De hecho, hay estudios que demuestran que pequeños cambios en el peso corporal se asocian a cambios significativos en la suma de factores de riesgo de la cardiopatía coronaria.

Así, un aumento de peso de 2,25 kilos o más durante 16 años eleva significativamente la suma de factores de riesgo en un 20 por ciento en hombres y hasta un 37 por ciento en mujeres. Y al contrario, una pérdida de peso de 2,25 kilos o más reduce significativamente la suma de factores de riesgo en un 48 por ciento en hombres y un 40 por ciento en mujeres.

El inicio precoz de la tipo 2, la no insulino-dependiente, es un problema cada vez más frecuente que da lugar al desarrollo prematuro de complicaciones micro y macrovasculares, según Pércovich. Además, las personas con un inicio precoz de este tipo de diabetes constituyen un grupo de alto riesgo con problemas y necesidades específicos que necesitan una gestión agresiva y de apoyo en un entorno multidisciplinario para prevenir el desarrollo de morbilidades importantes durante los años más productivos.

En el encuentro también participó Moisés Romero Parejo, enfermero de Urgencias al frente de la Consulta de Educación Diabetológica de Hospital Quirónsalud Sur, que explicó que hay síntomas que pueden hacer sospechar de la presencia de diabetes, como adelgazar comiendo mucho, incremento de las micciones, decaimiento general con sensación de cansancio, beber mucha agua, sensación de sed y dolor de estómago y naúseas.

Además, entre las recomendaciones alimenticias destacó tener una dieta variada, recordar la cantidad recomendada, respetar horarios, contar con la supervisión de un médico o educador y evitar el consumo de dulces y bebidas azucaradas. "Siempre debemos comer siguiendo una alimentación equilibrada para sentirnos más fuertes y sanos", ha apuntado.

También se hizo referencia a la necesidad de abandonar el hábito tabáquico, que en pacientes con diabetes aumenta las complicaciones tanto macrovasculares como microvasculares y la necesidad de mantener una adecuada salud bucodental, ya que se ha detectado mayor frecuencia de este tipo de enfermedades (sarro, caries, enfermedad periodontal, etcéterra) en pacientes no controlados.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios