Sábado, 20.10.2018 - 00:35 h
Barométro de ATA

Cuatro de cada diez autónomos suda tinta para cobrar a empresas y Administración

El 48,3% piensa que su negocio marchará igual en la segunda mitad del año y sólo el 13,9% opina que empeorará en lo que queda de ejercicio.

Profesionales autónomos
Algunos autónomos tardan más de seis meses en cobrar (Foto: EP)

El 41,7% de los autónomos tuvo problemas para cobrar sus facturas de empresas y Administraciones Públicas en el primer semestre del año, según el barómetro de la organización de autónomos ATA, realizado a partir de casi 1.600 encuestas efectuadas entre el 15 y el 29 de junio.

Este porcentaje es un punto superior al anterior barómetro, realizado en diciembre de 2017, pero casi 20 puntos inferior a los niveles de morosidad que se registraban en 2015, cuando llegó a alcanzar el 60%.

Entre los autónomos que aún sufren el problema de la morosidad, tres de cada diez tarda más de seis meses en cobrar, y de ellos el 8,2% tiene que esperar incluso más de un año. Por su parte, el 36,7% de los autónomos a los que empresas y/o Administraciones deben dinero cobra sus facturas en un periodo de entre 60 y 90 días, mientras que el 30,9% las cobra en un plazo de 91 a 180 días.

El barométro de ATA pone de manifiesto que la morosidad sigue siendo el principal caballo de batalla del colectivo. De hecho, el 91,7% de los autónomos considera importante o muy importante el establecimiento de un régimen sancionador para aquellas empresas privadas y Administraciones Públicas que incumplen el plazo de 60 días recogido en la Ley de Morosidad.

Petición de financiación

Por otro lado, esta encuesta revela que el 31,8% de los autónomos se dirigió a una entidad financiera durante el primer semestre del año para solicitar liquidez. Al 76,2% de los autónomos que pidieron financiación ésta les fue concedida, porcentaje superior al del anterior barómetro (71,8%).

Pese a que la demanda de crédito está bajando, sólo al 15,6% de los autónomos que acudieron a una entidad financiera entre enero y junio les fue denegada la financiación, cifra que contrasta con el 36,6% de 2015 y con el 19,2% de diciembre de 2017.

El barométro constata además que el 81,8% de los autónomos confía en que su negocio no empeore en la segunda mitad del año y de ellos, un tercio (el 33,5%) espera incluso que mejore.

A pesar de que los datos son positivos, ATA constata que las expectativas de los autónomos han bajado de cara al segundo semestre, pues el porcentaje de trabajadores por cuenta propia que espera mejorar su negocio se ha reducido desde el 35,6% al 33,5% desde el anterior barómetro, realizado en diciembre.

Recortes a la vista

Por su parte, el 48,3% de los autónomos piensa que su negocio marchará igual en la segunda mitad del año y sólo el 13,9% opina que la actividad de su negocio empeorará en lo que queda de ejercicio.

Algo más de la mitad de los trabajadores por cuenta propia, el 52,2%, tiene trabajadores a su cargo y de ellos seis de cada diez asegura que mantendrá su plantilla en los próximos seis meses, mientras que uno de cada cuatro (25,3%) prevé prescindir de algún empleado.

El porcentaje de autónomos que mantendrá el personal se ha reducido desde el 72,5% de diciembre de 2017 al 59,2% actual y el de aquellos que despedirán a algún trabajador ha subido desde el 19% al 25,3%. "Vemos algunos aspectos que nos llevan a señalar una caída del optimismo de los autónomos. Es una pequeña caída, no muy importante, pero se puede hablar de una pequeña reducción del optimismo", ha señalado Amor.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios