Viernes, 23.08.2019 - 10:02 h
El INE afina la medición de la economía sumergida

El dato del PIB incluirá desde septiembre la 'aportación' del fraude fiscal y laboral

Tras incorporar en 2014 la medición del contrabando, el narcotráfico y la prostitución, el INE dará un paso más para medir la cara B del PIB español.

Fotografía de fajo de billetes de 500 euros / EFE
El INE utilizará datos de Hacienda, Trabajo y Policía para afinar la medición de la economía sumergida / EFE

Como colar un mosquito y tragarse un camello. El Doctor en Ciencias Económicas y profesor del IESE Eduardo Martínez Abascal tiró de esta poderosa imagen en 2014 para valorar la entonces revolucionaria decisión del INE -instada desde Bruselas- de empezar a incluir en el dato oficial del PIB de España la aportación de actividades fuera de la ley como el narcotráfico, el contrabando de tabaco o la prostitución. Argumentaba que la aportación de menos de un punto anual (0,88% del PIB) que Estadística estimaba que esta medición traería consigo palidecía frente al volumen total de la economía sumergida española, que los estudios realizados al efecto situaban en el entorno del 20% del PIB, y que continuaría sin formar parte de la foto oficial del Producto Interior Bruto de España. "Es lo que llamo colar un mosquito mientras se tragan un camello, o la manía de apuntar al número pequeño y olvidarse siempre del número gordo. Una pena", explicó.

Ha transcurrido un lustro desde entonces y el Instituto Nacional de Estadística remata estos días los trabajos técnicos para dar otra vuelta de tuerca en ese intento de que el dato oficial del PIB refleje de la forma más rigurosa el potencial real de la economía española, la regulada y la que el INE califica como 'no observada', es decir, la economía sumergida.

El próximo mes de septiembre, el Instituto Nacional de Estadística publicará una revisión de los datos oficiales de crecimiento desde el año 1995 hasta la actualidad en la que se contabilizará por primera vez, entre otras cuestiones, la 'aportación' al crecimiento real de la economía de los impuestos y las cotizaciones sociales no pagadas por los españoles, estimada a partir de la información obtenida de los datos de lucha contra el fraude del Departamento de Inspección de la Agencia Tributaria y de la Inspección Nacional de Trabajo y Seguridad Social. 

Así se recoge en el proyecto técnico 'Revisión Estadística 2019 de las operaciones de Contabilidad Nacional del INE' (se puede consultar en este enlace) en el que se detallan todas las novedades que se incorporaran a la medición del PIB a partir del próximo mes de septiembre y que ya afectarán al dato de crecimiento del segundo trimestre del año que el instituto estadístico hará público el día 30 de septiembre.

Medir mejor la economía sumergida

Uno de los objetivos es mejorar la medición de la economía sumergida y su aportación real a la economía española para lo que Estadística se ha movido en tres direcciones. En primer lugar el INE ha solicitado la colaboración de la Agencia Tributaria y de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social para afinar la estimación de los impuestos y las cotizaciones sociales que se dejan de pagar en España a efectos de incorporar esa información a la medición del PIB.

Los técnicos del instituto estadístico también han realizado una batida de los estudios e informes disponibles sobre la incidencia de la economía sumergida a efectos de estimar su peso en los diferentes sectores. En tercer lugar, el INE ha solicitado apoyo policial, en concreto del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (Citco) para actualizar las fuentes de información que se utilizaron en 2014 para estimar el impacto en el PIB de las actividades ilegales que ya tienen reflejo en la estadística oficial: contrabando, prostitución y narcotráfico.

El INE espera que los trabajos le sirvan para aislar por primera vez dentro de la Contabilidad Nacional la aportación de la actividad económica no observada al PIB de España, que pasará a convertirse en uno de los 94 grupos de actividades (hasta ahora eran 62) en que se subdividirá la medición oficial del Producto Interior Bruto.

Un dato de PIB mucho más completo

El resultado que pretende obtener el INE, que trabaja en coordinación con Eurostat y el Banco de España, es un dato de PIB más ajustado, actualizado y puntual. Para conseguirlo, los técnicos del INE no solo han intentado mejorar la medición de la economía no observada sino que también han trabajado en otros vectores como la elaboración de un Método de Inventario Permanente de Activos no Financieros (inmuebles, terrenos, vehículos, joyas...) para controlar mejor la evolución del stock de este tipo de bienes.

Estadística actualizará, asimismo, la forma en que medía hasta ahora determinados aspectos relevantes de la vida económica del país, aprovechando la mejora que han experimentado algunas estadísticas en los últimos años y también la aparición de trabajos estadísticos de nuevo cuño. Así cambiará el sistema de medición de los márgenes de beneficio del comercio, de registro de los ingresos por impuestos y cotizaciones sociales del sector público, de flujos vinculados a servicios de intermediación financiera o de los gastos de no residentes en territorio nacional, un elemento fundamental ya que refleja el gasto en el país de los turistas extranjeros que visitan España.

Ahora en Portada 

Comentarios