Lunes, 22.10.2018 - 21:27 h
Previsión para el descanso

¿Pensando ya en las vacaciones de 2019? Así debes ahorrar para que sean mejores

Ya has puesto la bandera en esas playas paradisíacas que tanto ansiabas conocer y ahora buscas próximo objetivo. Elige y haz unas cuentas básicas.

¿Cómo ahorrar para unas vacaciones soñadas en 2019?
¿Cómo ahorrar para unas vacaciones soñadas en 2019?

“¡Ay, qué poco dura lo bueno!” Si no has pronunciado esta frase en los últimos días, lo harás en algún momento durante el próximo mes. Las vacaciones se acaban, la vuelta a la rutina se hace dura y todavía queda muy lejos el próximo verano… ¿Quieres animarte? Te proponemos empezar a pensar en tu próximo viaje, para que puedas superar incluso el que te acabas de pegar.

Elige destino y echa cuentas

Ya has puesto la bandera en esas playas paradisíacas que tanto ansiabas conocer y ahora buscas próximo objetivo. Elige y haz unas cuentas básicas: cuánto te costaría el billete, los hoteles, el coche de alquiler… Aprovecha además que acabas de venir de vacaciones para hacer una estimación realista del dinero que nos gastaremos en el destino, donde la realidad siempre ‘supera’ lo estimado. Con todo ello, ya tendrás un presupuesto de ‘gastos’ mínimo, la necesidad del dinero del que debes disponer para hacer ese viaje soñado.

Empieza a ahorrar desde ya, aunque sea poco

El error más habitual cuando queremos hacer un viaje es empezar a ahorrar demasiado tarde. Esto provoca que nos quedemos cortos al llegar al momento de la verdad e incluso que muchas personas se acaben endeudando para no renunciar a su objetivo. A veces, a tipos de interés desmesurados que se acaban convirtiendo en un dolor de cabeza más tarde.

Si ya sabemos cuánto nos va a costar, aproximadamente, establezcamos un objetivo de ahorro mensual desde ya mismo. Si lo invertimos y lo hacemos bien, el factor tiempo jugará a nuestro favor además y hará crecer nuestro dinero.

Y ese ahorro periódico, que sea automático

Cada vez más entidades financieras tienen en su página web o su aplicación, la opción de crear ‘huchas’ digitales, que podemos personalizar para objetivos concretos, haciendo una aportación fija mensual. Y si puede ser, de modo automático, para evitar que se nos olvide o que acabemos gastando el dinero en otros menesteres.

También están empezando a aparecer servicios, como Revolut, Coinscrap y otros, con una fórmula muy novedosa y para ahorrar casi sin darte cuenta: te redondean al alza cada compra que hagas y ese dinero añadido te lo meten directamente en la hucha digital que tú hayas decidido. Así, ahorras muchos poquitos a lo largo del mes, que parecen muy poco dinero, pero que sumados acaban ayudando. Gota a gota se va llenando el vaso. Y tú sólo te enterarás a final de mes.

En cuanto puedas compra… Con posibilidad de cancelación

Si ya tienes claro dónde quieres ir el año que viene, y cuánto y cómo debes ahorrar… ¿Por qué no aprovechar para reservar en cuanto tengas cierto dinero ahorrado, antes de que suban los precios? En el caso de los hoteles, en la mayoría de los casos no tendrás que pagar hasta los días previos. Pero en los vuelos hay que pagar al comprar y esto nos echa para atrás, porque faltando tanto tiempo aún podría pasar cualquier cosa por el camino y perder el dinero si no podemos ir.

En este caso, es fundamental que tengamos la opción de cancelar a través de un seguro. Pero ojo aquí para no malgastar dinero. Primero, consultar bien las cláusulas de cancelación de vuelo, que en algunos casos son leoninas y sólo cubren en caso de enfermedad grave o fallecimiento. Segundo, si vamos a pagar con tarjeta de crédito el vuelo, revisar bien primero si tenemos las coberturas que nos ofrece el seguro asociado a la misma.

En muchos casos, el de la tarjeta incluso acaba teniendo mejores coberturas que los que se nos venden en las webs de viajes al contratar nuestro vuelo o reservar nuestro coche de alquiler.

Invierte para que tu esfuerzo de ahorro sea menor

Cuanto más tiempo falte para empezar tu viaje, más sentido tendrá ir invirtiendo el dinero que consigas ahorrar para este fin. Tus euros irán generando intereses por el camino, que a su vez irán aumentando tu cuenta. Valora bien el riesgo que asumes en función del viaje que quieras hacer.

Por ejemplo, si te da igual en el peor de los casos irte de mochilero, podrás invertir asumiendo más riesgo, sabiendo que si te va bien podrás cambiar esa forma de viajar por alojamiento en hoteles con encanto en cada ciudad. Si no, o si falta muy poco tiempo para el viaje, mejor ser conservador porque, en realidad, no podrás sacar demasiado rédito a tu dinero. Haz tus propios cálculos con esta herramienta interactiva que te traemos La Información y Finect

¿Cuándo podré tener las vacaciones de mis sueños?:

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios