Lunes, 16.09.2019 - 23:20 h
Presión en la patronal

Frente común de 'riders' y autónomos en CEOE para forzar la nueva figura laboral

Adigital y ATA colideran una iniciativa para conseguir el posicionamiento favorable de los empresarios a la creación del "autónomo digital".

Fotografía de Glovo y Deliveroo / Heraldo
La Inspección de Trabajo está en lucha contra los falsos autónomos / Heraldo

Los 'riders' y los autónomos hacen frente común en la CEOE para forzar un posicionamiento favorable de los empresarios a que el Gobierno regule el modelo laboral de las plataformas digitales. La Asociación Española de la Economía Digital (Adigital), en la que se encuentran asociadas Uber, Glovo y Deliveroo, y la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), incorporada recientemente a la patronal, se han aliado con el objetivo de introducir su negociado en la batería de propuestas en materia laboral que la Confederación enviará al Gobierno a la vuelta de vacaciones.

Adigital y ATA, que ya hicieron llegar al Ejecutivo sus reclamaciones por separado, colideran una iniciativa para conseguir el respaldo conjunto de los empresarios con voz y voto en la CEOE a la creación de lo que denominan "el autónomo digital". Esta nueva figura laboral vendría a regular empleos como los de los 'riders' o todos aquellos que trabajan en compañías de la llamada 'nueva economía'.

Según ha podido saber La Información por fuentes de la patronal, ambas asociaciones llevan meses presionando para que la CEOE fije un posicionamiento común en torno a esta nueva forma de empleo que está ahora en el punto de mira de la Inspección de Trabajo. Desde ATA comentan a este medio que no se trata de un frente común, más bien está "todo en suspenso" hasta que se pronuncien los tribunales. "Esperamos una legislación clara que no genere inseguridad jurídica", matizan.

El próximo 4 de septiembre se celebrará una reunión de trabajo en la sede de Diego de León, en la que se abrirá el debate en torno a las plataformas digitales. Los empresarios darán así el pistoletazo de salida al nuevo curso, que se presenta especialmente intenso. A la espera de que se forme Gobierno y de conocer si la cartera de Trabajo cambia de manos o permanece en las de Magdalena Valerio, todo apunta a que los cambios en el mercado de trabajo serán uno de los caballos de batalla de la próxima legislatura. 

Valerio ya ha adelantado que hará varios retoques a la reforma laboral del PP. Tras la reunión que mantuvo junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con las patronales CEOE y Cepyme y los sindicatos CCOO y UGT en el Palacio de la Moncloa, la ministra en funciones avanzó precisamente su intención de aumentar la protección de los repartidores de empresas como Deliveroo o Glovo, entre otras plataformas tecnológicas. Siempre y cuando consiga revalidar su mandato.

Tras varias sentencias contra el uso indiscriminado y fraudulento de la figura del falso autónomo en el sector delivery, el Ejecutivo se prepara para legislar. Si bien este posible cambio normativo se enmarca en la intención del Gobierno socialista de elaborar un nuevo Estatuto de los Trabajadores más adaptado a las características del mercado laboral actual y derogar los aspectos más lesivos de la legislación de 2012, previo paso por las mesas del diálogo social.

Los grandes sectores, en contra

Y es aquí donde cobra especial relevancia el posicionamiento que adopte la CEOE al respecto. Fuentes de la patronal aseguran que el sentir general entre los empresarios es el convencimiento de que estas nuevas formas de trabajo deben regularse, pero explican que existen "resistencias" dentro de la Confederación por parte de sectores intensivos en mano de obra como son la logística, la construcción, la hostelería... 

"Las normas deben ser iguales para todos". Sobre esa base va a empezar a debatir esa facción de la patronal que defiende que las plataformas digitales no son un sector en sí mismo, sino una herramienta que sirve a la economía y que debe regirse por las mismas normas de competencia. Después está el 'fair play': "la competencia debe ser siempre leal", sostienen las voces de la patronal más reticentes. "Y, por supuesto, debe garantizarse la sostenibilidad del sistema de la Seguridad Social con cotizaciones adecuadas", zanjan. 

Esas son las tres claves: mismas reglas, competencia leal y cotizaciones suficientes. A partir de ahí, los empresarios debatirán, alcanzarán un consenso, fijarán un posicionamiento y se lo harán llegar al Gobierno para su discusión posterior, también con los sindicatos, en alguna de las mesas del diálogo tripartito.

Pero no hay que olvidar, como recuerda un peso pesado de la patronal, que "a la CEOE le gusta nadar y guardar la ropa". Equilibrar la balanza entre las exigencias de los grandes sectores tradicionales de la logística, la hostelería o la construcción y las demandas de la nueva economía digital y alcanzar consensos es uno de los grandes retos a los que se enfrenta en esta nueva etapa su presidente Antonio Garamendi. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios