Miércoles, 20.02.2019 - 23:42 h
Uber y Cabify denuncian el "chantaje" del sector del taxi 

El lado oscuro de la guerra del taxi: un balazo, coches"destrozados" y ansiedad

Los paros convocados por el sector del taxi han dado lugar a actos puntuales de violencia. El viernes, una bala atravesó el cristal de un VTC. 

Fotografía manifestación taxi
Taxistas se manifiestan en Barcelona / Cordon Press

Largas filas de taxis bloqueando la Gran Vía de Madrid y Barcelona, manifestaciones envueltas en humo y pancartas que tachan las siglas "VTC", la huelga y manifestaciones convocadas por el sector del taxi está dejando imágenes espectaculares que, en ocasiones y protagonizados por sectores minoritarios como se apuran a señalar las principales empresas implicadas, están desembocando en actos de violencia. El viernes, una bala atravesó los cristales de un vehículo de Cabify

Desde el pasado jueves, Uber y Cabify han registrado un centenar de coches "destrozados" y "muchos conductores con ataques de ansiedad", según indicó Eduardo Martín, presidente de Unauto, la patronal de los turismos con alquiler de conductor (VTC), que acusa al sector del taxi de "chantajear a la sociedad". De hecho, las principales compañías de VTC, Uber y Cabify, suspendieron el jueves su actividad en Barcelona. 

"Hasta que vuelva la normalidad" no trabajarán de nuevo, comunicó Unauto tras hacerse virales las imágenes de lunas destrozadas, pintadas con spray y ataques con palos y objetos a vehículos VTC durante los primeros días de paros en Barcelona. Uno de los coches atacados por miembros del colectivo de los taxistas transportaba a una familia con una niña en su interior y al menos tres conductores de VTC han tenido que ser hospitalizados

El caso más alarmante ha sido el de Armand Baquero, conductor de Cabify en Barcelona, que recibió un impacto de bala, posiblemente del calibre 22, que atravesó una de las ventanas de su coche mientras esperaba a una clienta. "Menos mal que no iba nadie montado, porque le hubiese dado en la pierna con casi total seguridad", ha explicado en una entrevista a El Español, y denuncia el acto, "esto te mata"

Cabify ha notificado que 80 de los 250 vehículos que guarda en un garaje de Barcelona han sufrido daños. Los conductores muestran cristales completamente rotos y chapas arañadas, "ácido y pintura es lo mínimo", declara un afectado, y añade que les han tirado palos o huevos. Por eso, tras una semana de huelga en la ciudad condal, muchos VTC siguen inactivos. 

Desde las principales organizaciones de taxistas responden. El portavoz de Élite Taxi Barcelona, Alberto Álvarez, condenó "la violencia porque no es el camino, pero esto es consecuencia de la inacción de los políticos". Por su parte, la aplicación Mytaxi que permite pedir y pagar un taxi a través del teléfono móvil, se desvinculó de lo ocurrido: "Aunque apoyamos a los taxistas y compartimos sus inquietudes sobre la evolución de la industria del taxi, actos como los de ayer no representan ni a Mytaxi ni a sus taxistas", afirmaron en un comunicado. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios