UGT alerta de que el Programa de Activación para el Empleo fracasará de nuevo si no se flexibiliza

UGT ha advertido este martes de que el Programa de Activación para el Empleo (PAE), cuya prórroga finaliza el próximo 15 de abril, fracasará de nuevo si no se flexibiliza el acceso al mismo.

UGT alerta de que el Programa de Activación para el Empleo fracasará de nuevo si no se flexibiliza

El sindicato ha denunciado que el Gobierno aún no ha convocado a los agentes sociales para evaluar el programa de forma conjunta y mejorar la cobertura de las personas en desempleo.

El PAE tiene por objetivo la reinserción laboral de los parados de larga duración con cargas familiares que han agotado todas las prestaciones y subsidios. El programa contempla una ayuda de 426 euros mensuales para sus beneficiarios.

En abril de 2016 se prorrogó el programa durante un año. UGT señala que, al no modificarse ningún requisito de acceso al programa pese a las demandas sindicales, "los resultados en términos de protección no han mostrado ninguna mejora".

Así, el sindicato apunta que de la dotación de 850 millones de euros presupuestados para 2015 en concepto de ayuda de acompañamiento se ejecutó menos del 19% (160 millones de euros), quedando un remanente cercano a los 700 millones. Para 2016, del presupuesto de 350 millones, se ejecutaron menos de 125 millones, "dando lugar a un nuevo excedente a costa de la protección de las personas en desempleo".

De los 235.099 expedientes tramitados desde enero de 2015 hasta enero de 2017, UGT alerta de que sólo se han aprobado dos terceras partes (160.415). En enero de 2017 estaban dados de alta como beneficiarias únicamente 20.633 personas.

Según UGT, el 16% de los beneficiarios del programa compatibilizan la ayuda con un empleo, pero se desconoce la tasa de inserción del colectivo total de beneficiarios y qué pasa con las personas que han agotado el programa tras participar en él seis meses, el máximo permitido.

Para el sindicato, es necesario revisar cualquier requisito que impida a los desempleados sin protección acceder al programa, tanto desde la propia regulación de la norma como desde su aplicación, pues hay casos en los que "el origen de la denegación se debe a la falta de recursos técnicos y humanos en las oficinas de empleo".

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios