Su cartera ideal para tiempos revueltos

Donde ponen el ojo, ponen la bala: ideas de los grandes gestores para invertir hoy

Las claves de Pimco, Blackrock y Allianz para capear las turbulencias a causa de la crisis en Italia o la guerra comercial entre EEUU y China 

Blackrock redobla su apuesta por la renta variable
Blackrock redobla su apuesta por la renta variable

Los tipos de interés subiendo en Estados Unidos, el órdago fiscal de Italia a la Unión Europea, la inestabilidad en los emergentes, la senda alcista del crudo... Los analistas ven ya un cambio en el horizonte para los inversores y los grandes gestores toman posiciones en consecuencia. La renta variable estadounidense y sus bonos corporativos a corto plazo, las divisas de los emergentes o el oro están en el punto de mira de Pimco, Blackrock y Allianz. 

La gestora de inversiones Pimco detalla cinco claves para invertir en este periodo convulso. En primer lugar, priorizan los bonos corporativos estadounidenses a corto plazo. Primero porque este año ofrecen rendimientos más atractivos que en ejercicios pasados. "Debido a su vencimiento más corto, estos bonos no solo son menos sensibles al aumento de los tipos de interés, sino que además podrían exhibir un carácter más defensivo en caso de que se produzca una desaceleración o una recesión", puntualizan.

En segundo lugar, la firma pone el punto de mira en las divisas de los mercados emergentes, a las que se habría aplicado una prima de riesgo "inexplicable". Por ello, ven claro que una inversión diversificada y con un tamaño apropiado en este tipo de activos debería formar parte de cualquier cartera a largo plazo.

En lo que respecta al oro, entienden que, pese a las actuales dificultades, no ha perdido su valor de activo refugio. Así y puesto que su rentabilidad es inferior a la media histórica debido a las tensiones comerciales y a la revalorización del dólar, es un buen momento para incorporarlo en la cartera como modo de defenderse frente a los episodios de aversión al riesgo, puesto que su valoración es atractiva.

A la estrategia de Pimco habría que sumar otras dos opciones: apuestan por valores de gran capitalización frente a los pares de menor valor; y se decantan, también, por los valores más líquidos.

BlackRock apuesta por la renta variable

En el caso de BlackRock, la apuesta por la renta variable es rotunda. Tanto, que consideran que ésta se ve apuntalada por la solidez de los fundamentales y el dinamismo de los beneficios. A esta idea solo le ponen un 'pero': la escasa amplitud que hace que un pequeño grupo de valores genere la mayor parte de las rentabilidades del mercado e impulse al índice general.

Con todo, tienen claro que "la solidez de la rentabilidad bursátil actual, especialmente en EE. UU., es generalizada y se ve impulsada por unos fundamentales positivos y un gran dinamismo en los beneficios".

Por todo ello, se muestran más cautos y apuntan a que las valoraciones de los mercados son "excesivas" en lo que se refiere a clases de activos importantes, como el mercado de acciones estadounidense o también los bonos soberanos alemanes, mientras que las de países emergentes pueden considerarse "bajas". Por ello se decantan por una gestión activa, tanto en la selección de valores como en la asignación por clases de activos.

Allianz advierte de que hay una mayor probabilidad de que prosiga la desaceleración del crecimiento mundial y de que la Reserva Federal norteamericana introduzca en los dos próximos años más subidas de tipos de interés de lo que reflejan actualmente los mercados. Al mismo tiempo prevén que se mantengan los riesgos geopolíticos: guerra comercial, sobre todo entre EE. UU. y China, Brexit, problemas económicos en Turquía, y dentro de Europa, el gobierno polémico y propenso al gasto de Italia.

Ahora en Portada 

Comentarios