Sábado, 21.09.2019 - 19:55 h
No a la frontera con Irlanda del Norte 

El Parlamento británico da aire a May para que renegocie el Brexit con Bruselas

La Cámara ha rechazado este martes dos enmiendas que exigían al Gobierno pedir una ampliación del plazo para abandonar la Unión Europea. 

May / EFE
El Parlamento británico da aire a May para que renegocie el Brexit con Bruselas. / EFE

El Parlamento británico ha dado aire a Theresa May. La Cámara ha rechazado este martes dos enmiendas que exigían al Gobierno pedir una ampliación del plazo para abandonar la Unión Europea si este mes no se logra ratificar un acuerdo de salida. En la sesión se ha aprobado una tercera en la que se solicita que el Reino Unido no salga de Europa el próximo 29 de marzo si no hay un pacto entre las partes. La cuarta de las propuestas que estaban sobre la mesa era la de negociar con Bruselas una solución alternativa al controvertido mecanismo de salvaguarda para evitar una frontera en Irlanda del Norte. 

Las dos primeras cláusulas han sido propuestas por dos diputadas laboristas y rechazadas por 321 votos frente a 298 la de Yvette Cooper y por 290 contra 322 votos la de Rachel Reeves. Ambas pretendían descartar un Brexit sin acuerdo en caso de que el próximo 26 de febrero la Cámara de los Comunes no haya aprobado un texto acordado. 

La tercera ha sido presentada por la conservadora Caroline Spelman y no es legalmente vinculante, pero ha agregado presión sobre el Gobierno para evitar una ruptura abrupta si no logra ratificar un tratado de salida. La enmienda ha recibido el respaldo de 318 diputados de diversas formaciones, mientras que 310 votaron en contra.

La cuarta enmienda, propuesta por el conservador Graham Brady y urge al Gobierno a negociar con la UE una solución alternativa al mecanismo de salvaguarda para evitar una frontera en Irlanda del Norte después del Brexit, fue aprobada por 317 votos frente a 301, y tenía el apoyo explícito de May. El texto de la enmienda insta al Ejecutivo a buscar "arreglos alternativos" al mecanismo de salvaguarda, a pesar de que Bruselas se ha negado hasta ahora a reabrir la negociación. 

La primera ministra ha insistido en que no puede descartar la posibilidad de una ruptura dura y que la única opción para evitar ese escenario es conseguir un pacto que obtenga el respaldo de una mayoría en el Parlamento.  "Por ese motivo quiero volver a Bruselas con el mandato más claro posible y lograr un pacto que este Parlamento pueda respaldar", ha dicho la 'premier'. 

Los diputados rechazaron el pasado 15 de enero, por una amplia mayoría de 230 votos, el acuerdo sobre la salida de Reino Unido que May selló con Bruselas en el mes de noviembre.  Los conservadores euroescépticos y sus socios del norirlandés Partido Democrático Unionista (DUP) votaron en contra del texto, al entender que la cláusula de salvaguarda para evitar una frontera en Irlanda del Norte puede dejar al Reino Unido integrado en la UE durante años. Así, May espera obtener nuevas concesiones que faciliten la aprobación del pacto en los Comunes.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios