Viernes, 25.05.2018 - 18:41 h
Conduce la economía al precipicio

El zar del petróleo con Chávez acusa a Maduro de traicionar a la revolución

Venezuela tendrá el triste privilegio de ser el único país del mundo que cerrará 2017 con una inflación anual de cuatro cifras.

Recorte del periódico ‘El Nuevo Día’ sobre el vicepresidente Nicolas Maduro
Maduro conduice la economía al precipicio.

Rafael Ramírez, que fuera durante más de una década jefe de Petróleos de Venezuela (PDVSA) y ministro del Petróleo del difunto presidente Hugo Chávez, ha comparado a Nicolás Maduro, con Herodes y le ha acusado de estar "asesinando a la Revolución".

"Hoy día la Revolución Bolivariana, esa criatura, niña aún, es sacrificada en aras del poder, de mantener los privilegios, la prepotencia y la ceguera de Herodes. Triste espectáculo el que se observa en nuestra querida Patria", escribió el que fuera conocido como "zar del petróleo" en su columna de la web Aporrea.

Esta ataque de sinceridad repentina tiene sus motivos. Ramírez renunció a principios de este mes a su cargo de representante de Venezuela ante la ONU tras ser señalado desde el círculo de Maduro por corrupción, después de que criticara abiertamente las decisiones económicas del sucesor de Chávez, del que Ramírez sigue siendo un gran admirador, más aún al compararlo con el 'conductor de autobús'.

 "Has abusado de su nombre y su imagen, tratas de parecerte a él, no puedes", le escribe Ramírez a Maduro. "Si nuestro Comandante estuviese entre nosotros, y bajara del Cuartel de la Montaña, hiciese cola para la comida, o estuviese en las calles de Caracas, viera a los niños en los basureros, ¿qué haría?, ¿con qué cara le responderías?", agrega.

"No hay Estado de Derecho en Venezuela"

El extenso artículo insiste en las críticas a las políticas económicas de Maduro al recriminarle haber "impuesto un paquetazo, como los del FMI, pero sin ningún compromiso macroeconómico", y recordarle la inflación disparada, "nunca vista en nuestra historia", que padece la economía venezolana.

Ramírez recrimina asimismo a Maduro haber mantenido las distintas tasas de cambio oficial, un régimen de monopolio de la venta de divisas por parte del Estado que introdujo Chávez y que según sus críticos hace que quienes reciben dólares al mejor tipo de cambio hagan negocio revendiéndolos después en el mercado paralelo. "Un diferencial cambiario que te has empeñado en mantener y que ha hecho millonarios a tu entorno y tus amigos", dice el antiguo "zar del petróleo" en el texto.
Contra la opinión de Maduro y de su cúpula de poder, el exministro y expresidente de PDVSA abogó en su día por una unificación de todos los tipos de cambio.

Ramírez desechó también la responsabilidad que le imputa el jefe del Estado en la caída de la producción en PDVSA, que bajó este año de los dos millones de barriles diarios por primera vez en 28 años y ha sido declarada en "default" por varios actores financieros internacionales.
El ingeniero denuncia la "persecución política" que habría supuesto la detención en los últimos meses de cerca de 70 directivos de PDVSA, entre ellos los expresidentes de la compañía Eulogio del Pino y Nelson Martínez, cercanos a Ramírez, y descarta presentarse ante la Justicia porque, según dice, no hay Estado de derecho en Venezuela.

Ramírez explica además que agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) rondan su casa y la de su suegra en Caracas y han intentado entrar en su vivienda.

Finalmente, el que fuera hombre de confianza de Chávez pregunta a sus "camaradas y compañeros de tantos años de lucha" -entre los que cita a Diosdado Cabello y al ministro de Defensa, general Vladimir Padrino López, entre otros- si "van a permitir este linchamiento moral y político en contra mía". Todo hace indicar que sí. 

Maduro conduce a la economía al precipicio 

Ramírez no está desencaminado en sus tardías críticas, que ahora expresa al estar él en el ojo del huracán. Venezuela sigue rompiendo récords negativos y cerrará 2017 con una inflación acumulada superior al 2.735 %, según cálculos publicados por la firma de consultoría financiera Ecoanalítica.

El Gobierno y el Banco Central venezolanos no publican datos sobre la inflación u otros indicadores económicos desde 2015, por lo que son consultoras privadas como Ecoanalítica o Econométrica las que miden estos fenómenos, de los que también ofrece cálculos el Parlamento, único poder del Estado en manos de la oposición. Según datos de estas fuentes, Venezuela entró técnicamente en hiperinflación hace semanas, al superar el umbral del 50% de inflación mensual.

Caída del PIB del 16,5%

En un informe presentado ante la Comisión de Valores de EEUU, requerido para poder comercializar bonos en ese país y publicado en diciembre por esta institución estadounidense, el Gobierno chavista cifra la caída del PIB en 2016 en un 16,5%, y admite una inflación acumulada del 274,4 % para ese año.

Según datos del Fondo Monetario Internacional, Venezuela es el único país del mundo que cerrará 2017 con una inflación anual de cuatro cifras. Desde su llegada al poder en 1999, los gobiernos chavistas han subido el salario mínimo más de 40 veces, mientras miles de empresas eran nacionalizadas o cerraban sus puertas.

El Gobierno venezolano habla de una "inflación inducida" por los Estados Unidos, el sistema financiero internacional, la oposición y algunos empresarios y comerciantes locales, a quienes acusa de "especulación".

Ahora en portada

Comentarios