Lunes, 18.11.2019 - 00:37 h
Se casa este sábado

¿Quién vestirá a Belén Esteban en su boda? Nadie quiso hacerlo en la anterior

La colaboradora de 'Sálvame' llevará dos vestidos de los que no ha desvelado absolutamente nada.

Belén Esteban y Miguel
Belén Esteban y Miguel Marcos se casan el próximo sábado/ EP

Todavía no hemos superado la gran boda de Sergio Ramos y Pilar Rubio en Sevilla y ya tenemos otra a la vista. Y también de altura. El sábado 22 de junio, Belén Esteban dará el sí quiero al que ella considera el amor de su vida, Miguel Marcos, con quien lleva seis años de relación. La colaboradora de 'Sálvame' conoció a su chico cuando le dio una subida de azúcar y fue a recogerla en su ambulancia, dando lugar a un flechazo que se culminará en unos días.

Al igual que Sergio y Pilar, Belén también lleva meses preparando su boda, a la que ha invitado a una enorme representación de Telecinco y numerosos rostros televisivos. La celebración será en la finca 'La Vega del Henares', en Alcalá de Henares, cerca de su domicilio en Paracuellos del Jarama. Al igual que el futbolista, la colaboradora también ha blindado la fiesta para que los fotógrafos no puedan captar ni una sola imagen.

Incluso ha contratado un sistema antidrones para que estos aparatos no tomen imágenes desde el aire. En su caso, al contrario que Ramos y Rubio, es para proteger la exclusiva que dará a una revista, además de preservar la intimidad de sus invitados. Belén también celebrará una gran fiesta en la que tampoco habrá móviles, igualmente para que no se filtre nada.

No sabemos si habrá grandes actuaciones -se especuló con que cantaría Maluma- ni atracciones o espectáculos, porque en su caso lo ha guardado con celo. Pero lo que sí ha adelantado es que, al igual que Pilar Rubio, lucirá dos vestidos de novia, uno para la ceremonia y otro para la fiesta. Y nada más. Belén ha omitido cualquier tipo de información adicional al respecto para no reducir el factor sorpresa.

La colaboradora está guardando férreamente el gran secreto, hasta el punto de que nadie de su familia los ha visto, ni tan siquiera su hija Andrea o su madre. Como Pilar Rubio, quiere sorprender a los presentes, de ahí que no suelte prenda. Tan siquiera el nombre del diseñador o firma que se lo ha confeccionado. Eso sí, en este caso, sin ningún problema de por medio.

Recordemos que cuando Belén se casó con Fran Álvarez, allá por 2008, tuvo serios problemas para encontrar vestido de novia. En ese momento, su imagen pública era muy diferente a la de hoy, y numerosas firmas se negaron a vestirla para su gran día. Rosa Clará y Victorio&Lucchino le cerraron las puertas al decir públicamente que no harían su traje. Lo que provocó que Belén se plantara en Pronovias dispuesta a pagar lo que hiciera falta para tener su vestido.

Pero esta marca tampoco le hizo el traje y, finalmente, fue El Corte Inglés quien no tuvo problema en confeccionarlo. Para ella supuso un fuerte disgusto, pero ahora todo es diferente. Este año, ninguna marca se ha negado a hacerle el vestido -los vestidos, concretamente- si bien es muy posible que ninguna de las anteriormente mencionadas haya sido la firma elegida ante lo ocurrido hace 11 años. Esta vez, a buen seguro que Belén ha recibido numerosas llamadas ofreciéndose a hacerle el vestido, pero sabiendo como es, lo más probable es que haya confiado en alguna firma que lleve mucho tiempo con ella de forma incondicional, pues es muy fiel a quien la quiere.

De nuevo, tendremos que esperar unos días para saber cómo es el esperado vestido y si nos sorprenderá tanto como el de Pilar Rubio. Sea como sea, la mediática colaboradora estará radiante en el que será el día que más tiempo lleva esperando.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios