Lunes, 09.12.2019 - 09:03 h
Oposiciones de Correos

Aprobar una oposición es cinco veces más improbable que encontrar trabajo

La recuperación del empleo ha permitido mejorar las probabilidades de los parados de lograr un puesto de trabajo.

Aprobar una oposición es cinco veces más improbable que encontrar trabajo
Aprobar una oposición es cinco veces más improbable que encontrar trabajo

El pasado noviembre, cerca de 60.000 personas se examinaban en toda España para lograr una de las 1.606 plazas para trabajar en Correos. Era la primera convocatoria en ocho años y la afluencia a los centros de examen fue multitudinaria. En Madrid, las oposiciones se celebraron en la Ciudad Universitaria y fue necesario habilitar once facultades para hacer el examen. Casi 120.000 personas se habían inscrito en España para obtener uno de esos ansiados empleos públicos.

Las posibilidades eran mínimas y la mayoría de los opositores era consciente de que cada 37 candidatos solo uno lograría la plaza. El temario era amplio, casi mil páginas, pero un examen tipo test de 100 preguntas daba cierta opción a la suerte, además de haber estudiado durante los meses anteriores. La prueba estaba abierta para todo el mundo, previo pago de 10 euros, pero solo había un 2,7% de posibilidades de lograr un empleo.

Los opositores aspiraban a obtener un empleo para toda la vida con un salario mínimo que rondaría los 1.200 euros y que superaría los 2.800 euros en el caso de obtener una plaza de agente encargado de clasificar las cartas y paquetes, considerado personal técnico superior.

Muchos opositores dedican años en preparar los exámenes. Es el caso de Susana Castillo, que hace más de una década aprobó las oposiciones para profesora de enseñanza secundaria. Estaba preparando unas oposiciones mucho más complicadas, las de inspectora de Hacienda, y ya había aprobado todos los exámenes menos el último. Se presentó a la de profesora y aprobó a la primera. Durante el tiempo de preparación, Castillo, licenciada en Económicas, rechazó dos ofertas de empleo de empresas privadas.

Si obtener plaza en el sector público es una misión casi imposible, las posibilidades en el sector privado, aunque parezca mentira en un país con un 18% de paro, son bastante superiores, aunque el empleo que se logrará será más inestable y, probablemente, peor pagado. La recuperación del empleo ha permitido mejorar las probabilidades de los parados de conseguir un puesto de trabajo, que se situaban el año pasado en torno al 14%, según un informe publicado por la patronal de las empresas privadas de colocación Asempleo. Este porcentaje es superior en casi cinco puntos (4,6 puntos) al registrado en el mismo trimestre de 2013, cuando la probabilidad de lograr un trabajo se mantenía en el 9,9%.

No obstante, las probabilidades de encontrar un empleo cambian según las características del parado, apuntan desde la patronal, donde destacan que las posibilidades de los hombres son superiores y, también, las de los más jóvenes.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING