Sábado, 21.09.2019 - 12:07 h
'Anfitriones responsables'

¿Qué porcentaje se queda Hacienda del alquiler en Airbnb?

Quienes proporcionan alojamiento de corta duración deben tributar correctamente el IRPF, con un tipo progresivo del 19 al 24%, y el IVA, al 10%.

Airbnb
¿Qué porcentaje se queda hacienda del alquiler en Airbnb?

Cada vez son más quienes deciden alquilar su vivienda a través de una plataforma turística como Airbnb, sin embargo, esta actividad implica unas obligaciones fiscales con las que hay que cumplir, por lo que es importante conocerlas. A continuación analizamos qué porcentaje del alquiler de Airbnb se queda Hacienda.

Airbnb insta a sus anfitriones a ser responsables y, entre sus responsabilidades, recoge los principales impuestos que cada propietario deberá asumir. En el caso de los alquileres de corta duración los dos principales impuestos son el IRPF y el IVA.

El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas es una obligación de cualquier contribuyente que obtenga ingresos en España. En primer lugar, es importante conocer los límites generales de la obligación de presentar la declaración de IRPF, es decir, cuándo es obligatorio tributar por los ingresos obtenidos. Los ingresos por rentas inmobiliarias y los rendimientos de alquiler tributan a partir de los 1.000 euros.

Aunque también existen casos concretos que tendrían obligación de tributar, por ejemplo un inquilino que subarrienda una habitación si es su única renta o una persona sin ingresos que alquila su propiedad y obtiene 2.000 euros al año.

Deducción de gastos

Pero frente a los ingresos, en el cálculo del IRPF el contribuyente podrá deducirse gastos asociados al arrendamiento (intereses hipotecarios, amortización, seguro de hogar, impuestos sobre bienes inmuebles (IBI), tasas de basuras…).

Una vez calculado los ingresos netos sometidos al impuesto, el contribuyente aplicará un tipo de gravamen progresivo del 19% al 45% si es residente en España. Si el contribuyente tributa bajo el Régimen Especial, el tipo aplicable será del 24% para los primeros 600.000 y del 45% para los siguientes. Sin embargo, en el caso de que el contribuyente no sea residente en España estará sujeto a un tipo impositivo fijo normal del 24%, o del 19% si es residente en un país de la Unión Europea o del Espacio Económico Europeo. Este sujeto tampoco se podrá deducir los gastos asociados al alquiler.

El Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) es un tributo indirecto que se aplica al consumo de bienes y servicios. Bajo esta definición los servicios de alojamiento que se ofrecen a través de Airbnb están sujeto a este impuesto, pero exentos según la legislación.

La exención que recoge la normativa se aplica solo a los servicios de alojamientos, por lo que en caso de ofrecer también servicios hoteleros, como limpieza o lavandería, el servicio sí que tendrá que tributar por el IVA. En ese caso, el tipo del IVA aplicable a la prestación de servicios de alojamiento es del 10%.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios