Lunes, 20.05.2019 - 15:20 h
Política del agua

Ribera anuncia la interconexión de todas las desaladoras y canales del Levante

La ministra añadía que el objetivo es pasar de 270 a más de 500 hectómetros cúbicos de agua desalada en 2022.

Teresa Ribera
Teresa Ribera apuesta por el agua desalada en el Levante / EFE

La ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera anunció que la Confederación Hidrográfica del Segura licitará "en breve" el proyecto para interconectar el agua de las desaladoras y los canales en Almería, Murcia y Alicante, que funcionarán como una red "mallada" que llevará agua "allí donde falte" independientemente de cual proceda.

Ribera considera que el agua desalada es "un bien estratégico" para España y que la capacidad de desalación que gestiona en la actualidad el Ministerio para la Transición Ecológica a través de Acuamed y de la Mancomunidad de Canales del Taibilla es de 463 hectómetros cúbicos al año, pero que está previsto llegar a 700 hectómetros cúbicos en 2021, lo que supone casi duplicar esta capacidad.

En un desayuno informativo de Nueva Economía Forum, la ministra añadía que el objetivo es pasar de 270 a más de 500 hectómetros cúbicos de agua desalada en 2022. En ese sentido, recordó que en estos meses se ha aumentado la producción en Levante y ha puesto de ejemplo la desaladora de Torrevieja, que ha duplicado hasta 80 hectómetros cúbicos su capacidad y prevé llegar a 120 hectómetros cúbicos.

La ministra ha definido el agua desalada y el agua reutilizada como recursos "convencionales" y por ello ha justificado la necesidad de avanzar en la interconexión de las desaladoras para que "el agua pueda llegar a los territorios y usos que se necesiten, más allá del lugar donde se produce".

En ese contexto, ha anunciado la próxima licitación del proyecto de interconexión de las desaladoras de las plantas de Acuamed y de la Mancomunidad de los Canales del Taibilla -las que gestiona el Gobierno- para que circulen los volúmenes asignados a los usuarios vinculados a los usuarios de "abastecimiento" para consumo humano y "regadío" de las provincias de Alicante, Murcia y Almería.

Ribera ha explicado que será como "una malla de conexiones" por la que circulará el agua de los canales que ya existen y que se conectará "allí donde sea necesario para que el agua desalada llegue a donde se necesite" y especialmente donde los acuíferos están sobrexplotados y han de recuperarse.

Así, ha explicado que se optimizará el agua que se genera en las diferentes desaladoras que se distribuirá según convenga a las zonas regables "independientemente" de su procedencia y confía en que esto mejorará "notablemente" la garantía de suministro.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios