Durante este curso 

China gana peso en Wall Street: superará las 100 cotizadas pese al recelo de Trump

Las salidas a bolsa de este curso al otro lado del Atlántico están copadas por empresas del país asiático ya que serán cuatro de las cinco primeras. 

Trump aspira a la reelección en 2020.
China gana peso en Wall Street / L. I.

Tencent, Alibaba, China Mobile o Baidu son alguna de las empresas chinas que serán conocidas por la mayoría de inversores. Unos gigantes que tienen una capitalización de miles de millones de dólares y que han logrado hacerse con un hueco en Wall Street. Todo ello, en un momento en el que Donald Trump y China acaparan la atención debido a la 'guerra comercial' que está librando el presidente de Estados Unidos para frenar el auge de la principal economía asiática. 

Estas empresas son las más conocidas pero en los últimos años se ha producido un desembarco de numerosas empresas chinas en Wall Street. La cifra está a las puertas de alcanzar el centenar este curso y probablemente lo haga muy pronto. ¿El motivo? Las primeras OPVs de Estados Unidos son, principalmente, de empresas chinas. De las cinco que ya tienen el visto bueno de la SEC (la CNMV estadounidense) y fecha para su debut, cuatro son del país presidido por Xi Jinping. 

La primera que tenía el visto bueno del supervisor fue I-Mab y su investigación de cánceres y ahora se le han unido otras tres: AnPac Bio-Medical Science, con un negocio similar a la otra biotecnológica; Lizhi que es la plataforma de entretenimiento de audio interactivo; y Phoenix Tree, una empresa de alquiler residencial con el servicio que proporciona la tecnología. En total, buscarán captar alrededor de 350 millones de dólares entre el 13 y el 17 de enero. 

Este desembarco se produce en plena 'guerra comercial' entre EEUU y China. Donald Trump busca frenar el auge que está alcanzando el país asiático y que se evidencia con los numerosos desembarcos que se producen en Wall Street. Dicha plaza bursátil acapara la atención de las principales compañías al ser el lugar más atractivo para debutar y lograr financiación para dar un acelerón a sus planes de negocio. Por ejemplo, una desconocida en el Viejo Continente como es Luckin Coffee, la Starbucks china, multiplicaba por dos su precio en 2019 (debutaba a finales de julio) y su capitalización de mercado superara los 10.660 millones de dólares. 

Las salidas de empresas chinas a Wall Street ha suscitado cierto escepticismo por parte de Donald Trump. De hecho, el presidente estadounidense ha sondeado la posibilidad de excluir a este tipo de empresas del parqué o de cerrar la posibilidad de que se produzcan más desembarcos, aunque finalmente esta decisión ha perdido peso. No obstante, lo que sí se ha producido es un endurecimiento por parte del Nasdaq a la hora de cotizar tras entrar en vigor un proyecto que obliga a las compañías a someterse a una mayor regulación, que incluiría auditorias y, en caso de negarse, provocar su exclusión del parqué.  

El tamaño de algunas compañías chinas ha provocado que se integren dentro de los principales índices por capitalización de mercado en Estados Unidos. Por ejemplo, el Nasdaq 100 tiene entre las 100 grandes tecnológicas a compañías chinas como JD.com, que se ha disparado un 70% en los últimos doce meses; el 'Google chino' Baidu y NetEase, que es el servicio de correo electrónico más usado en China. 

El Nasdaq cotiza en máximos históricos y las perspectivas son muy halagüeñas ya que los expertos no parecen observar de momento que el sector haya tocado techo en sus valoraciones. ¿El motivo? Compañías como Apple, Google (a su matriz Alphabet), Baidu o Snap han recibido fuertes mejoras de recomendación y el hecho de que la tensión entre EEUU y China haya aflojado explica en parte su 'rally', que se ha visto potenciado aún más por la mejora de perspectivas de negocio. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING