Sábado, 15.12.2018 - 16:11 h
Telediaria

¿Por qué Antena 3 no emite 'La Catedral del Mar' esta semana?: crónica de una feroz tele-batalla

La Catedral del Mar ha afianzado a más de tres millones de fieles, que no fallan a la cita con la serie en Antena 3. Tras el boom de El Tiempo entre costuras, Atresmedia ha vuelto a apostar por llevar a la televisión un best seller. Pero, desde su lanzamiento, Telecinco ha intentado frenar cualquier atisbo de fervor popular ante esta ficción basada en la obra de Ildefonso Falcones. Ya en el mismo día del estreno de La Catedral, la cadena de Mediaset se sacó de la manga una gala extra de Supervivientes para intentar enterrar el primer capítulo de la ficción de la emisora rival.

Una táctica que no fue un triunfo redondo. La Catedral del Mar lideró con un buen 22,8 por ciento de share y 3.859.000 espectadores, aunque Supervivientes también aguantó el tipo. El reality de náufragos cumplió parte de su cometido, mermando la repercusión del primer episodio. No se esperaba menos, pues es el gran éxito en audiencias de la temporada.

Esta semana, aprovechando el esperado final de Supervivientes, Telecinco ha vuelto a movilizar toda su parrilla con aparentemente las miras puestas en derribar a La Catedral del Mar. Así, la cadena de Mediaset decidió, por sorpresa, plantar el desenlace del formato en miércoles en vez de jueves, donde se emite habitualmente el concurso. En su lugar, Telecinco también movió -del viernes al jueves- Factor X, un talent show con no termina de destacar.

Como consecuencia, Antena 3 reaccionó y movió su Catedral del Mar al jueves para protegerse de este ataque de programación. Alarma en Telecinco.

Por tanto,  de nuevo, en Telecinco se remangaron y otra vez movieron ficha. Golpe de efecto: Mediaset duplica la gala final de Supervivientes en dos días, jueves y viernes y manda de regreso a Factor X al viernes, detrás del estreno de España en el mundial de fútbol. 

Ante esta especie de persecución de La Catedral del Mar, finalmente, Antena 3 ha decidido dar un descanso a la serie hasta la próxima semana con el objetivo de proteger su producto estrella. 

Gajes de la feroz táctica de programación de la televisión en España. Telecinco ha tambaleado su programación sin necesidad, ya que en este mes de junio liderará de forma holgada con ayuda del éxito de Supervivientes y los previsibles excelentes datos de audiencia del mundial de fútbol. Sin embargo, la cadena de Mediaset ha demostrado cierta avaricia en la búsqueda de bloquear todos los prime time para no dar respiro a su competidor. A pesar de que con este método tan fiero, al final, termina afectando a sus productos: de La Verdad (que ha cambiado del lunes al martes) a Factor X (que sus jueces promocionaron entre sus seguidores que cambiaban la gala al jueves cuando, en verdad, ha vuelto al viernes). Incluso el propio Supervivientes sufre tanto vaivén. Ya que al duplicarse la final, se diluye la fuerza de la apoteosis  y el reality debe buscar tramas de relleno para estirar la historia y los conflictos.

Daños colaterales de una televisión que hace tiempo que dejó de pensar en el espectador. De hecho, lo está expulsando de su emisión. Los herederos de las cadenas tradicionales lo padecerán si ellos mismos no lo remedian pronto. 

Ahora en Portada 

Comentarios