En paralelo a la Comisión Bilateral

Gobierno y Generalitat pactan abrir un nuevo cauce de diálogo "entre partidos"

El acuerdo se ha alcanzado este jueves en la reunión que Carmen Calvo ha mantenido con el vicepresidente de la Generalitat.

Carmen Calvo
Carmen Calvo y Pere Aragonés durante su reunión en Moncloa / EP

El Gobierno de Pedro Sánchez ha pactado este jueves con la Generalitat catalana estudiar el establecimiento de un nuevo cauce de diálogo "entre partidos", que discurriría en paralelo al canal de comunicación institucional que representa la Comisión bilateral prevista en el Estatut. 

Así lo recoge un comunicado conjunto difundido al término de la reunión celebrada en el Palacio de la Moncloa entre la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo, con el vicepresidente catalán, Pere Aragonés, y la consejera de Presidencia, Elsa Artadi, que se ha prolongado durante más de cuatro horas.

En el encuentro también se ha avanzado en desarrollar el contenido de la declaración conjunta de Pedralbes del pasado 20 de diciembre e insistir en la necesidad de establecer mecanismos para un "diálogo efectivo" que conduzca a "una propuesta política" sobre el futuro de Cataluña.

Ambas partes han acordado continuar con estos encuentros, que tendrán continuidad en Barcelona la próxima semana "para concretar fecha y contenido" de los mismos.

Según fuentes del entorno catalán, al inicio del encuentro, Aragonès y Artadi han trasladado "de manera contundente" a la vicepresidenta su "protesta e indignación" por la operación policial de este miércoles en algunas comarcas de Girona y han pedido explicaciones.

Calvo ha respondido que se trata de una cuestión que compete "al Consejo General del Poder Judicial y no al Ministerio del Interior", justificación que la parte catalana ha considerado "inaceptable".

La detención de dieciséis personas, entre ellas dos alcaldes de la CUP, por su presunta participación en la ocupación de vías del AVE en el aniversario del 1-O ha causado indignación en el independentismo, que ayer paralizó la actividad en el Parlament como protesta.

La Generalitat entiende que son necesarias más explicaciones, como, por ejemplo, en la comparecencia en el Parlament de la delegada de Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera, reclamada por JxCat, y espera que "no se produzcan más operaciones indiscriminadas sin orden judicial contra cargos electos, periodistas y ciudadanos".

Ahora en Portada 

Comentarios