Erkoreka reitera que el plan de desarme del Gobierno vasco sigue "vigente" aunque ETA "lo haya rechazado hasta la fecha"

Erkoreka reitera que el plan de desarme del Gobierno vasco sigue "vigente" aunque ETA "lo haya rechazado hasta la fecha"

El portavoz del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, ha reiterado que, tras la operación policial de Luhuso, en Francia, el plan de desarme del Gobierno vasco sigue "vigente", aunque ETA "lo haya rechazado hasta la fecha". Además, cree que es "legítimo" que el PNV se reúna con 'Kubati' y tenga interlocución con personas que pueden tener relación "con el fin definitivo" de la banda.

En una entrevista concedida a ETB, recogida por Europa Press, Erkoreka ha considerado que existen "fórmulas para hacer efectivo el desarme". "Las armas están donde están y, con hacer público donde están, no hace falta más datos", ha señalado.

No obstante, ha dicho que otra cosa es que, "además de eso, se quiera transmitir un mensaje determinado con una política comunicativa determinada y aprovechar el viaje para, a lo mejor, alcanzar una interlocución determinada" para "alcanzar unos objetivos políticos".

En este caso, ha apuntado que ya no se hablaría, entonces, "de un desarme unilateral", sino de "aprovechar el proceso de desarme para otras finalidades propagandísticas, políticas, penitenciarias y del tipo que sea".

"Nosotros siempre pensamos que el abandono de la violencia por ETA era un gesto unilateral y que iba a ser unilateral hasta el final, que no iba a quedarse en el camino enrocada en cuestiones que, finalmente, iban a convertir lo que inicialmente era unilateral en bilateral", ha añadido.

KUBATI

El portavoz del Gobierno vasco ha defendido, asimismo, "la legitimidad" del PNV para reunirse con el exdirigente de ETA, Antton López Ruiz, alias 'Kubati'.

De esta forma, se ha referido a la polémica surgida tras hacerse pública una fotografía que se realizó la pasada semana en la sede del PNV de Bilbao, en la que aparecía 'Kubati', junto a los miembros de la Ejecutiva del PNV Joseba Aurrekoetxea y Koldo Mediavilla, dentro de la reunión que los jeltzales mantuvieron con los representantes de la dinámica 'Kalera kalera' a favor de la puesta en libertad de los presos de la banda.

Josu Erkoreka ha señalado que "ese contacto es legítimo y forma parte del quehacer ordinario y habitual" de los partidos políticos, sobre todo, teniendo en cuenta que Antton López "se encuentra en la calle en plena libertad".

"Que partidos que apoyan al Gobierno vasco consideren conveniente, plausible, mantener una interlocución directa con gentes que puedan tener un papel importante en el desenlace de las cosas, en relación con el fin definitivo de ETA y el fin ordenado de ETA, no solo no me parece reprochable, sino que me parece algo necesario y obligado por parte de formaciones políticas con responsabilidad", ha aseverado.

Para Erkoreka, esto no pone en cuestión la política que el Ejecutivo de Urkullu desarrolla con las víctimas. "El Gobierno vasco tiene una política de relación, de protección y de respuesta a la víctimas que es conocida y que se ha traducido en gestos elucuentísimos que han sido incluso agradecido por los propios colectivos de víctimas", ha recordado.

Tambien ha considerado "un paso positivo" que los presos de ETA vayan a acogerse individualmente a los beneficios penitenciarios en el marco de la Ley, y cree que "un buen entendimiento" entre el Gobierno vasco y el central en materia de política penitenciaria, "con algunos principios compartidos, podría ser una buena manera de empezar a actuar" en esa materia.

"Eso es lo que falta todavía. A lo mejor en esta legislatura, sin el apoyo de la mayoría absoluta por parte del PP, sea posible flexibilizar algunas posiciones", ha añadido.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios