"Necesitamos garantías"

Las residencias exigen a Sanidad que el Gobierno vacune primero a los mayores

El Círculo Empresarial de Atención a la Dependencia ha reclamado a la cartera que priorice a las cerca de 360.000 personas que viven en centros de ancianos en el suministro de la vacuna contra el virus

EFE
Las residencias exigen a Sanidad que el Gobierno vacune primero a los mayores
Ángel Martínez | EFE

Los avances en los laboratorios Pfizer ha vuelto a poner sobre la mesa las dudas sobre la estrategia de vacunación. El Círculo Empresarial de Atención a la Dependencia (CEAPs) ha reclamado a Sanidad que las cerca de 360.000 personas que viven en centros residenciales y los trabajadores que trabajan en ellos sean los primeros en recibir la vacuna contra la covid.

La organización pide al Gobierno que concrete las medidas de distribución de las vacunas para las residencias y recuerda "el trabajo intenso de los profesionales y las secuelas por el aislamiento de las personas usuarias de los centros residenciales".

"Necesitamos más que palabras. Compromisos por escrito, claros y que vengan precedidos de criterios objetivos y compartidos para todas las regiones. En la atención a las personas mayores, tanto en residencias, como centros de día o servicios de ayuda a domicilio no existe distancia social, y se requieren garantías para desempeñar nuestro trabajo", explica la presidenta de CEAPs, Cinta Pascual.

Denuncia que actualmente medidas básicas como que las comunidades faciliten PCR y test antígenos a las residencias no se están produciendo y alerta del deterioro físico y cognitivo que están sufriendo los mayores por no tener contacto con el resto de la sociedad. Actualmente, el 79 por ciento de los mayores que viven en residencias tienen más de 80 años. Además, un 65% sufre demencia y un 17% padece insuficiencia respiratoria, concluye.

"Las residencias no fueron causantes, sino víctimas"

La consejera delegada de DomusVi, Josefina Fernández, ha sostenido este viernes que las residencias gallegas fueron "víctimas" en la crisis del coronavirus ya que, a su parecer, se intentó "culpabilizar" a este sector para que el Gobierno central pudiese eludir las responsabilidades que le correspondían.

La responsable de la mayor red de residencias de ancianos de España, donde se produjeron buena parte de los fallecimientos por covid-19 y que gestiona 30 residencias en Galicia ha comparecido este viernes en la comisión de reactivación del Parlamento gallego. Durante su intervención, ha asegurado que los geriátricos fueron "víctimas de un traslado intencionado e injusto de las consecuencias de la pandemia".

Según su versión, durante la primera ola del virus "las residencias no fueron causantes de la situación sino víctimas de la pandemia y de los graves errores de gestión" del Gobierno central, que demoró su reacción ante el virus, ya que "nadie alcanza a comprender porqué no se pensó en proteger con la máxima celeridad a los mayores".

De hecho, ha remarcado que antes de que el Ejecutivo central decretase el confinamiento en marzo, DomusVi ya había adoptado "restricciones" para sus usuarios como la limitación de salidas al exterior o la prohibición de visitas.

Mostrar comentarios