Martes, 13.11.2018 - 06:45 h
Paso previo para abrir expediente

Fomento investiga a Vueling tras recibir una oleada de quejas por cancelaciones

AESA ya está analizando reclamaciones de los afectados. Inspectores repartidos por los aeropuertos realizan informes sobre vulneraciones de derechos.

Vueling
Avión de Vueling aterrizando en un aeropuerto / Pixabay

El Ministerio de Fomento ha iniciado los trámites para investigar a Vueling por los retrasos y cancelaciones de vuelos que han sufrido este verano cientos de pasajeros que tenían adquirido un billete con la filial del gigante IAG. El Prat, Granada, Baleares, otros aeropuertos internacionales... Los problemas con los vuelos de Vueling se han sucedido durante el periodo estival tanto en España como fuera de nuestras fronteras, lo que ha provocado una oleada de quejas contra la compañía. Ahora tendrá que ser el departamento que dirige José Luis Ábalos quien certifique si se han vulnerado los derechos de los clientes.

Fuentes de Fomento confirman que la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), el departamento encargado de analizar las posibles vulneraciones de derechos de los pasajeros, ya está analizando las denuncias realizadas por los afectados contra Vueling. De forma paralela, funcionarios de la AESA han realizado y siguen practicando inspecciones aleatorias de las que saldrán informes detallando qué es lo que ha ocurrido con las operaciones canceladas o que han sufrido retrasos y si la compañía, finalmente, ha vulnerado derechos de los pasajeros. Una vez recopilada toda la información, Fomento pedirá la versión de la compañía sobre lo sucedido y con todo ello decidirá si abrir un expediente sancionador.

Fuentes de Vueling admiten haber tenido un verano complicado con cancelaciones y retrasos. No ofrecen datos pero sí reconocen que la situación de 'semicaos' que ha sufrido El Prat durante los meses de julio y agosto (controladores, taxistas, seguridad...) ha perjudicado a la puntualidad o las salidas y llegadas de sus vuelos. Estas mismas fuentes añaden que Vueling tiene un 37% de su operativa radicada en el aeropuerto barcelonés y que incluso han tenido que incrementar durante estos meses su flota de aviones 'backup' (en reserva) al pasar de seis aparatos a nueve. En Vueling, además, afirman que no han recibido ninguna petición de Fomento para facilitar información sobre lo sucedido durante este verano.

Vueling ofrece una indemnización que no cubre gastos

De momento, el Ministerio de Fomento está recopilando las denuncias de pasajeros por una posible vulneración de sus derechos y todavía no ha decidido si incoa el expediente sancionador, señalan las fuentes consultadas. La queja de los afectados más habitual es que, una vez cancelado su vuelo, la indemnización que les garantiza Vueling por las molestias efectuadas no cubre los gastos que ha tenido que asumir el pasajero por la supresión del billete que tenía contratado. Además de adquirir otro vuelo para su destino en un aeropuerto diferente algunos afectados han tenido que pernoctar y ahora reclaman a la compañía que les reembolse todos estos gastos. Algunos ya están aportando las facturas de todo.

La normativa sobre derechos de pasajeros aéreos en caso de cancelación o gran retraso de sus vuelos se encuentra regulada por el Reglamento (CE) nº 261/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de febrero de 2004. En él se recogen todas las compensaciones, devoluciones y prestación de asistencia o medios alternativos para los afectados.

Afectado un diputado del PSOE

Uno de los pasajeros víctima de las cancelaciones de Vueling durante este agosto ha sido el diputado del PSOE por Teruel, Ignacio Urquizu. El socialista se quedó sin poder viajar desde Florencia y decidió contar lo que le había sucedido en sus redes sociales. El parlamentario sí recibió respuesta relativamente pronta por parte de la compañía ante las denuncias que estaba publicitando ante sus miles de seguidores. En su caso la compañía no le cogía el teléfono disponible para reclamaciones y solo recibió contestación vía correo electrónico:

Barcelona es uno de los aeropuertos del mundo que más retrasos de vuelos está acumulando durante el periodo estival. El pasado mes de julio, y siempre según el informe de Eurocontrol, el organismo dependiente de la Comisión Europea que supervisa los aeropuertos comunitarios, El Prat se situó entre los ocho primeros aeródromos con más vuelos que no cumplen su horario debido a incidencias en vuelo. Y fue el segundo del ránking (por detrás de Ámsterdam) en cuanto a retrasos de vuelos por problemas que han tenido lugar en las propias instalaciones aeroportuarias. En ambos casos, las incidencias atribuibles a las aerolíneas no computan en estas estadísticas europeas.

Este miércoles la consultora estadounidense FlightStats hizo públicos los datos de puntualidad de las aerolíneas de todo el mundo. En el caso de Vueling, fue una de las firmas de bajo coste que menos cumplió sus horarios previstos, con casi la mitad (un 58,84%) de sus 22.088 operaciones en hora. Este mismo 2018, la aerolínea catalana llegó a ser la segunda 'low cost' más puntual del mundo en febrero, pero en los meses posteriores empezó a descender hasta situarse entre los últimos puestos del ránking, en concreto en el 44.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios