Buenas perspectivas económicas

El FMI coloca a España a la cabeza del PIB europeo y descarta un efecto catalán

El organismo eleva cinco décimas el avance este año al 3,1% y cuatro décimas el próximo al 2,5%

La directora general del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde.|EFE
La directora general del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde.|EFE

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha mejorado todos sus pronósticos de España y, al igual que hiciera la semana pasada la Comisión Europea, su escenario diluye prácticamente los posibles efectos de la crisis catalana sobre el PIB nacional. En concreto, el organismo eleva cinco décimas el avance previsto para este año, hasta el 3,1% (en línea con lo que prevén el Gobierno y Bruselas) y prevé que el próximo ejercicio crezcamos al 2,5%, cuatro décimas por encima de su anterior cálculo.

Las perspectivas para este año son incluso ocho décimas superiores a las que el Fondo había publicado a comienzos de este año. En su informe 'Perspectivas económicas para Europa', publicado hoy ha mantenido sin cambios su pronóstico para España en 2019, cuando prevé que crezcamos a un ritmo del 2%.

Una vez actualizado el cuadro, España se consolida como la economía que más crece entre las cuatro grandes del Viejo Continente. Esto será así tanto en 2017, como en 2018. De hecho, la economía española avanzará incluso por encima de la media de la eurozona y de Europa en su conjunto.

La zona euro se expandirá al 2,1% en 2017, al 1,9% en 2018 y al 1,7% en 2019, mientras que la Unión Europea alcanzará el 2,4% en 2017, el 2,1% en 2018 y el 1,9% en 2019. No obstante, España crecerá menos que otras economías avanzadas más pequeñas como Islandia, que crecerá al 5,5% en 2017 u otras como Malta (+5,1%), Irlanda (+4,1%) o Eslovenia (+4%).

De esta forma, el Fondo es más optimista que Moncloa de cara al próximo año, para cuando estima que la economía crecerá dos décimas por encima de lo que prevé el ejecutivo de Mariano Rajoy.

El pasado mes de octubre, el Gobierno revisó tres décimas a la baja su previsión de crecimiento económico para 2018, desde el 2,6% anterior hasta el 2,3%, como consecuencia del impacto de la situación política en Cataluña por el desafío independentista y por la ausencia de Presupuestos Generales del Estado para 2018.

Reflejo en las cifras de desempleo 

Este mayor crecimiento de España previsto por el FMI tendrá reflejo en las cifras de desempleo, que bajará en 2017 al 17,1% y hasta el 15,6% un año después, frente a las anteriores proyecciones del 17,7% y el 16,6%, que había publicado. En 2019, estima que el paro se situará en el 15%, ocho décimas por debajo de su cálculo anterior.

A pesar de esta mejora de las expectativas, la tasa de paro en España seguirá superando ampliamente la media de la zona euro, que se situará en el 9,2% este año y el 8,7% en 2018, colocándose únicamente por detrás de Grecia, cuyo desempleo será del 22,3% en 2017 y del 20,7% en 2018

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios