Debate de la financiación vasca en el Congreso

Montoro pospone la nueva financiación a inicios de 2018 y la incorporará a los PGE

El ministro de Hacienda niega que el pacto sobre el Cupo sea un 'privilegio' o una 'moneda de cambio'

Foto de Montoro que defiende el acuerdo sobre el Cupo
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, hoy en el Congreso / EFE

Hacienda reconoce que no habrá nuevo modelo de financiación autonómica antes de los primeros meses de 2018. Lo ha hecho el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, quien ha negado en el Congreso que el cupo vasco sea ni un privilegio "ni moneda de cambio" de nada. Durante su intervención para defender el acuerdo sellado con el Gobierno de Euskadi (que hoy ha sido aprobado por la amplia mayoría de la Cámara Baja), Montoro se ha comprometido a abordar en breve la financiación de las autonomías de régimen común y a incorporar sus "objetivos" ya en los Presupuestos Generales del Estado de 2018.   

Montoro ha explicado que el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) ha venido trabajando todo este tiempo sobre la propuesta de reforma que elevó en verano la comisión de expertos al Gobierno, y tiene de plazo hasta mañana para pronunciarse al respecto.

El órgano autonómico elaborará su propio borrador para presentarlo en breve. Con este documento como referencia, el Gobierno tendrá listo su propio modelo antes de "los primeros meses de 2018". Los objetivos de este nuevo sistema se podrán incorporar ya a los Presupuestos Generales del Estado para el año que viene, para cuya aprobación el Gobierno se ha garantizado el respaldo de los nacionalistas vascos.  

En lo relativo al Cupo vasco y al Concierto económico, han recibido un apoyo menos holgado de la Cámara con el voto en contra de Ciudadanos y Compromís y 294 apoyos. Pese a ello, Cristóbal Montoro ha hecho una defensa cerrada del "amplio"acuerdo logrado con el gobierno de Íñigo Urkullu, que según ha querido remarcar ha sido fruto del diálogo y de la negociación. 

El Cupo vasco incorpora el cálculo de lo que Euskadi deberá pagar al Estado los próximos cinco años por los gastos generales que éste asume de las competencias no transferidas, como Defensa, representación exterior, mantenimiento de las instituciones comunes (Congreso, Senado, ministerios) e infraestructuras (puertos, aeropuertos). En el acuerdo sellado con el PNV se establece una cantidad de 1.300 millones de euros anuales.

Sin embargo, en cada ejercicio el cupo líquido o lo que en realidad pague el País Vasco, variará según los descuentos que se apliquen por distintos conceptos y que no serán los mismos de un año a otro. Por ejemplo, la cifra que se pagará este año ronda los 945 millones.

Un buen acuerdo y toque de atención a Puigdemont 

En opinión de Montoro se trata de un buen pacto para la autonomía y para el conjunto de España, que proporciona la estabilidad política y la económica imprescindibles en el actual proceso de recuperación del PIB y del empleo.

En una clara alusión al exgobierno de la Generalitat, al que no ha citado expresamente, Montoro ha incidido en que si el Ejecutivo y el PNV han logrado este acuerdo sobre el Cupo y el Concierto vasco es porque han "trabajado en el terreno de lo posible", sin poner sobre la mesa "planteamientos que lo desbordasen" y porque ambas Administraciones saben "cuáles son los límites" y se han mantenido en el ámbito de las leyes y de la Constitución.

El 'cuponazo' de Rivera

Muy crítico con el acuerdo se ha mostrado el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, quien lo ha tachado de "cuponazo" que supondrá darle dinero a una autonomía que en realidad debería aportar a la solidaridad común. "Lo de hoy es un amaño político de PP, PNV y PSOE y no un cálculo técnico", ha sentenciado.

Rivera ha explicado que su grupo vota en contra porque las dos leyes contradicen el criterio de solidaridad e igualdad de todos los españoles, contradicen el Artículo 138 de la Constitución y están marcadas por un criterio de oportunidad.

Rivera ha reprochado, así, al Gobierno que no haya reformado antes la LOFCA (la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas), puesto que el actual modelo expiró en 2014 y que el PP perdiera, incluso, la oportunidad de hacerlo cuando contó con mayoría absoluta en el Congreso.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios