Se alejan los 10.000 puntos

El Ibex 35 se da la vuelta: tras abrir en verde ha cerrado con una caída del 2,21%

Las miradas están en el boletín del BCE por si se aprecia alguna presión al alza en precios que justifique una aceleración en la retirada de estímulos

Bolsa de Madrid
Bolsa de Madrid.

El Ibex 35 se ha dado la vuelta y tras la apertura en positivo, los números rojos han imperado casi desde los primeros compases y se ha dejado un 2,21%, por lo que se ha alejado la posibilidad de recuperar la cota de los 10.000 puntos y ha cerrado en los 9.756 puntos. Aun así, la jornada puede gozar de cierta volatilidad ya que se publicará el último boletín económico del Banco Central Europeo (BCE). 

El rojo no solo se ha producido en la bolsa española sino en el resto de parqués europeos. El Dax alemán ha bajado un 2,6%, el Cac francés ha retrocedido un 0,7% y el Euro Stoxx 50, que tiene en cuenta las 50 empresas más grandes de Europa, ha sufrido próximo al 2,3%. 

Los números rojos inundan el selectivo español y solo Mapfre, durante gran parte de la sesión, se anotaba subidas, aunque finalmente ha cedido un 1,02%. Su mejor comportamiento que el índice se debe a los resultados presentados por la aseguradora que ha publicado que en 2017 registró un beneficio neto de 700,5 millones de euros, un 9,7% menos que un año antes, debido al coste "extraordinario" de las catástrofes naturales registradas durante el ejercicio, que tuvo un impacto en las cuentas de 126 millones de euros. Sin ellos, Mapfre hubiera logrado mejorar las cifras del ejercicio anterior y eso es lo que está descontando el mercado como positivo. 

Las caídas han estado lideradas por ArcelorMittal y ACS, que han retrocedido un 4,15% y un 4,04% mientras que solo Endesa ha logrado cerrar en positivo (+0,53%). Pesos pesados del selectivo como Santander han caído un 2,63% mientras que BBVA se ha dejado un 1,33% e Inditex ha cedido un 2,21%. 

Los expertos de Renta 4 señalaban en la apertura que "la atención macro estará en el Boletín económico del BCE, especialmente teniendo en cuenta el reciente repunte de TIRes y la apreciación del euro, para ver si se aprecia algún tipo de presión al alza en precios que justifiquen una aceleración en el ritmo de retirada de estímulos. En este sentido estaremos pendientes del discurso de Weidmann del Bundesbank". 

Desde Link Securities han destacado, antes de que abriera el mercado, que "tras el negativo cierre de ayer de Wall Street, esperamos que las bolsas europeas inicien la sesión a la baja. La principal referencia de los inversores seguirán siendo los futuros de los índices estadounidenses, que esta madrugada se han mostrado muy volátiles. De momento la volatilidad ha llegado a los mercados y se va a quedar por un tiempo, lo que, por otro lado, es lo normal. Lo anormal ha sido el bajo nivel al que se ha mantenido durante los últimos años. Por tanto, habrá que volver a acostumbrarse a convivir con ella.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios