Sábado, 14.12.2019 - 01:40 h
Encuesta de Población Activa

El paro sube al 14,7% y golpea a Sánchez en la recta final de la campaña electoral

El primer trimestre cierra con 49.900 parados más, el mayor incremento desde 2013. Ferraz asume el dato, pero descarta un impacto en el voto.

Llegó la EPA, y subió el paro. La tasa de desempleo ha escalado hasta el 14,7% en el primer trimestre del año, según acaba de publicar el Instituto Nacional de Estadística (INE). Malas noticias para el mercado laboral, y también para el candidato del PSOE a las elecciones generales y actual presidente del Gobierno. El mal dato golpea a Pedro Sánchez y deja en entredicho su gestión económica en la recta final de la campaña electoral.

La cifra, sin embargo, no ha pillado por sorpresa a los socialistas. Cuando el presidente adelantó las elecciones al 28 de abril ya sabía que apenas tres días antes se conocería la Encuesta de Población Activa, pues el INE fija el calendario de las estadísticas coyunturales para todo el año en diciembre del ejercicio anterior. Por tanto, el Comité Electoral del PSOE ya daba por descontado que tendría que capear estos malos datos a pocas horas de enfrentarse a las urnas, pues el paro tiende a subir a primeros de año, una vez se destruyen los empleos creados en la campaña de Navidad, y más cuando la Semana Santa ha caído en abril, atrasando el grueso de las contrataciones al segundo trimestre.

Ha sido el peor inicio de año desde 2013, en plena crisis económica. Entre enero y marzo de este año el paro subió en 49.900 personas, si bien muy por debajo de los 257.200 parados del primer trimestre de 2013, el dato supera los balances de enero, febrero y marzo de los años 2016, 2017 y 2018, cuando se registraron incrementos del desempleo de 11.900, 17.200 y 29.400 personas, respectivamente, mientras que en 2014 y 2015 hubo descensos de 2.300 y 13.100 parados.

Por el lado del empleo, tampoco hay buenas noticias. Entre enero y marzo de este año se destruyeron 93.400 puestos de trabajo, un recorte inferior al experimentado en el primer trimestre de 2018, cuando desaparecieron más de 124.000 empleos, pero supera los registros de 2016 y 2017.

En definitiva, esta legislatura que está a punto de acabar cierra con más paro y menos empleo. En estos momentos hay un total de 3.354.200 parados y 19.471.100 ocupados. La tasa de paro ha subido dos décimas en el primer trimestre, hasta el 14,7%, mientras que la tasa de actividad ha bajado otras dos, hasta el 58,35%, tras reducirse el número de activos en 43.500 personas entre enero y marzo (-0,2%).

En el Ministerio de Economía ya estaban prevenidos, y por eso tenían preparado un comunicado en el que destacan que los datos de la EPA del primer trimestre reflejan la estacionalidad del mercado laboral español y el efecto calendario, ya que la Semana Santa se ha celebrado este año en abril y el año pasado tuvo lugar en marzo. Así, subrayan que, en términos desestacionalizados, el paro bajó un 2,9% en el primer trimestre.

También, inciden en que todo el empleo destruido en el primer trimestre fue temporal, como es lógico, tras extinguirse los contratos celebrados para cubrir las necesidades extraordinarias de la campaña de Navidad. Con todo, Economía resalta que el número de ocupados indefinidos se incrementó en 89.900 personas respecto al trimestre anterior (+0,7%), en tanto que el empleo temporal retrocedió en 185.800 personas (-4,2%). En términos desestacionalizados, la ocupación aumentó un 0,7% respecto al trimestre anterior. La tasa de temporalidad, con todo, sigue disparada en el entorno del 26%

Un apunte menos positivo para la economía es que la destrucción de empleo registrada en los tres primeros meses del año se concentró en el sector privado, que perdió 96.100 empleos (-0,6%), ya que el sector público generó 2.600 puestos de trabajo, un 0,08% más respecto al trimestre anterior. Tampoco son buenos los registros de hogares con todos sus miembros en paro, que suben en 35.900 en el primer trimestre, mientras la tasa de paro juvenil escala al 34,9%

596.900 empleos en un año

Con todo, y como era de esperar, la comparación interanual es más positiva. Por eso, el Gobierno se fija en que en el último año el paro se ha reducido en 441.900 personas (-11,6%) y se han creado 596.900 empleos (+3,1%), "la cifra más elevada en 12 años", según destaca el Departamento que dirige la ministra Nadia Calviño. El propio presidente Pedro Sánchez se ha otorgado prácticamente medio año de la gestión de Mariano Rajoy y ha afirmado que la EPA hay que compararla en términos interanuales. En una entrevista en 'Los Desayunos' de TVE el candidato del PSOE ha pedido destacar datos como la creación de 596.900 empleos en el último año, haber dejado la ocupación en 19.471.100 trabajadores y la tasa de desempleo en el 14%. Es su particular forma de ver la EPA, a pesar que que el PSOE llegó al Gobierno el 1 de junio.

El Gobierno y el PSOE  han sacado toda la artillería desde primera hora de la mañana para paliar los malos datos de empleo de cara a la opinión pública. Fuentes del Comité Electoral, ayer miércoles, cuando ya disponían de datos precisos sobre la encuesta, aseguraban que el impacto sería mínimo. Y utilizaban dos argumentos: en primer lugar, que la economía en esta campaña no está teniendo apenas efectos en las estrategias y, en segundo lugar, que la influencia del empleo en el voto de los ciudadanos es más bien personal, es decir, que sí afecta a quien tiene a miembros de la familia en paro, pero que esa 'psicosis' general que existía durante la crisis por el desempleo no se da en este momento.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING