Lunes, 19.11.2018 - 21:42 h
Apela a la seguridad jurídica

Planeta descarta reubicar su sede social en Cataluña por la amenaza secesionista

El presidente del grupo, José Crehueras, afirma que "mantenemos firme la decisión porque creemos que las condiciones no han cambiado".

Sede de la editorial Planeta, Grupo Planeta
Sede de la editorial Planeta en Barcelona / EP

Planeta no retornará su sede social y fiscal a Cataluña. Así lo ha apuntado el presidente del grupo de origen catalán, José Crehueras, quien ha considerado acertada la decisión tomada en su compañía hace ahora un año de trasladar a Madrid su domicilio por el proceso independentista. "Mantenemos firme la decisión porque creemos que las condiciones no han cambiado", ha afirmado este domingo al ser preguntado por ello en la rueda de prensa sobre el Premio Planeta de novela, que se anunciará este lunes.

Crehueras ha recordado que se trasladaron "por inseguridad jurídica y para proteger los intereses" de todos aquellos con quienes el grupo se relaciona. Se ha referido a los intereses de "accionistas, colaboradores y autores". "Sé que hoy hay movimientos que indican que sería una vuelta a la normalidad" que las sedes sociales de empresas que marcharon de Cataluña vuelvan, ha asegurado el empresario.

Para el presidente de Planeta la decisión no es inamovible en el futuro: "En el momento en que cambiara la situación nos lo plantearíamos", si hubiera lo que ha calificado de signos de normalidad.

El contexto político sigue con poca variación

Crehueras también se ha referido a la consideración de la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, de que el Ejecutivo ayudará a dar "estabilidad" a Cataluña para que vuelvan empresas. El presidente del Planeta se ha limitado a decir que había incertidumbre jurídica entonces, y hoy "el contexto político sigue con muy poca variación". También ha recordado que el cambio de sede tiene un efecto jurídico pero no operativo y los trabajadores siguen donde estaban.

Creuheras ha aclarado que "el cambio de sede tiene aspecto fundamentalmente jurídico, porque los colaboradores siguen estando en Barcelona, Madrid, Sevilla y eso no ha cambiado. Por tanto, no ha tenido trascendencia desde el punto de vista operativo".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios