Martes, 26.03.2019 - 22:42 h
Sánchez quiere acabar con los vestigios del franquismo

El Gobierno estudia un cambio legal para prohibir la Fundación Francisco Franco

El Ministerio de Justicia plantea un proyecto para tipificar como delito la exaltación del franquismo y del fascismo.

Fotografía de Franco y Hitler en Hendaya.
Franco y Hitler en Hendaya.

Pedro Sánchez no solo sacará los restos de Franco del Valle de los Caídos. El Gobierno que preside ya está estudiando un proyecto de ley de Memoria Histórica en el que está incluida una importante novedad: la ilegalización de la fundación que lleva el nombre del dictador y que tiene como objetivo "difundir y promover el estudio y conocimiento sobre la vida, el pensamiento, el legado y la obra de Francisco Franco Bahamonde, en su dimensión humana, militar y política, así como sobre las realizaciones de los años de su mandato como Jefe del Estado Español, Capitán General y Generalísimo de los Ejércitos". El nuevo Ejecutivo quiere acabar así con cualquier vestigio de la dictadura.

En esta Ley de Memoria Histórica en la que Justicia ya está trabajando (hay que recordar que el PSOE cuenta con 84 diputados) se encuentra recogido un artículo en el que se plantea modificar el Código Penal para tipificar como delito la exaltación del franquismo y el fascismo. Por ende, todas las fundaciones o asociaciones que se dediquen a dicha exaltación incurrirían en un delito y tendrían que ser ilegalizadas. Para ello también sería necesario una modificación de la ley de Asociaciaciones y de Fundaciones.

Fuentes gubernamentales aseguran que la ministra de Justicia, Dolores Delgado, ha dado máxima prioridad a esta nueva Ley de la Memoria. Para poder desarrollar el decreto ya tiene una parte importante del camino andado. Y es que el PSOE propuso este mismo año una proposición de Ley en el Congreso para reformar la actual Ley de la Memoria. El Gobierno de Rajoy la vetó argumentando el elevado gasto que supondría y ahora el nuevo Ejecutivo tiene en su mano resucitar la iniciativa.

Hay que recordar que el Gobierno de Sánchez tiene previsto levantar el veto a las 18 iniciativas parlamentarias que el Ejecutivo de Rajoy había bloqueado en las Cortes. El proyecto de ley de Memoria Histórica, sin embargo, tendría una novedad, y es que al tratarse de una iniciativa gubernamental se colocaría por delante de todas las proposiciones y sería tramitada con prioridad.

Sánchez propuso invertir 21 millones al año en Memoria Histórica

En los presupuestos alternativos que el PSOE de Sánchez presentó hace unos meses se proponía gastar 21 millones al año en diversas partidas relacionadas con todo lo que sucedió durante el franquismo. Entre ellas se encuentra el impulso las exhumaciones de restos en el Valle de los Caídos, la creación de un banco de datos de ADN de las víctimas, la puesta en marcha de una "comisión de la verdad", la retirada de toda la simbología franquista y la fundación de un Consejo de la Memoria de España.

Asimismo, Sánchez quiere trasladar los restos de Franco fuera de la basílica del Valle de los Caídos, como confirmó en la entrevista de este lunes en TVE, y llevarlos a "a un lugar no preeminente del recinto o al que designe su familia", como su mausoleo de El Pardo. El nieto del dictador, Francisco Franco Martínez Bordiú, ha enviado una carta al Gobierno asegurando que "en la era digital que nos ha tocado vivir ni podrán borrar la memoria de mi abuelo ni podrán engañar a todo el pueblo español, que cada día se fía menos de sus políticos".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios