Miércoles, 29.01.2020 - 21:19 h
Huelga feminista

Un "error" en el texto de igualdad hará coincidir su entrada en vigor con el 8M

El Gobierno retrasa la publicación en el BOE del Real Decreto-ley que incluye la ampliación del permiso de paternidad o las auditorías salariales.

Pedro Sánchez, en la manifestación del 8M
Pedro Sánchez, en la manifestación del 8M / PSOE - Archivo

Un "error" en el texto del Real Decreto-ley de medidas urgentes para la garantía de la igualdad de trato y oportunidades en el empleo y la ocupación va a hacer coincidir su entrada en vigor con el Día Internacional de la Mujer, que se celebra este viernes, 8 de marzo. Así justifican esta casualidad fuentes de Vicepresidencia del Gobierno, que matizan a La Información que este fallo "se detectó antes de publicarlo y ya no daba tiempo a corregirlo para que saliera como es habitual".

El Consejo de Ministros aprobó este Real Decreto-ley el pasado viernes. Su publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) se esperaba, como es habitual, para el fin de semana. Pero no se produjo. El sábado se publicó la creación de la autoridad macroprudencial para prevenir riesgos financieros y otro texto legal, no menos complejo, con medidas de contingencia para afrontar el Brexit. También apareció la mejora de las prestaciones para hijos de violencia de género. Pero ni rastro del texto sobre igualdad. Tampoco apareció el martes, cuando se hizo oficial el decreto del alquiler que afecta a los contratos ya a partir de hoy.

Finalmente, tal y como aseguran desde el entorno de la vicepresidenta Carmen Calvo, será mañana cuando se plasmen negro sobre blanco en el BOE las medidas para eliminar la brecha salarial y garantizar el derecho de trabajadores y trabajadoras a la conciliación y la corresponsabilidad. Así, entrarán en pleno vigor el mismo viernes, coincidiendo con la jornada de huelga feminista convocada con motivo del Día Internacional de la Mujer. El propio Pedro Sánchez, como secretario general del PSOE, ya ha anunciado que ese día el Gobierno reducirá la actividad institucional a la celebración del Consejo de Ministros.

Una casualidad que, en principio, no estaba prevista. Ayer mismo fuentes gubernamentales explicaban a Europa Press que la publicación en el BOE del decreto de igualdad se había retrasado por cuestiones "técnicas y de procedimiento". A los sindicatos también les ha sorprendido el retraso. Fuentes de UGT desconocen los motivos por los que todavía no es oficial y desde CCOO revelan que el Ejecutivo "ni siquiera" les ha enviado el texto, "ni antes de aprobarlo ni después". "Es raro, pero el Gobierno sabrá, tampoco se ha reunido la mesa de Igualdad", matizan fuentes sindicales.

No hay que olvidar que estas medidas de igualdad no han estado exentas de polémica, no tanto por el contenido, sino por la forma. Al Gobierno de Pedro Sánchez le están lloviendo las críticas de la oposición por "hacer campaña desde La Moncloa" al apurar hasta la última gota de la legislatura para sacar adelante a golpe de decreto todo un paquete de medidas sociales, algunas con especial y sensible calado electoral de cara a las generales del 28 de abril.

¿Qué entra en vigor el viernes?

Con todo, los sindicatos mayoritarios descartan que se estén haciendo cambios de última hora. Por lo que las medidas recogidas en el texto –consideradas por el Ejecutivo de "extraordinaria y urgente necesidad", como manda un Real Decreto-ley– mantendrían la ampliación a 16 semanas el permiso de paternidad, para equiparar progresivamente a ambos progenitores. No obstante, se prevé que la ampliación sea gradual: en este 2019 hasta las 8 semanas; en 2020 hasta las 12 semanas y en 2021 hasta las 16 semanas.

Por otro lado, el Real Decreto-ley introduce en nuestro ordenamiento el concepto de "trabajo de igual valor", es decir, "cuando la naturaleza de las funciones o tareas efectivamente encomendadas, las condiciones educativas, profesionales o de formación exigidas para su ejercicio, los factores estrictamente relacionados con su desempeño y las condiciones laborales sean equivalentes". Para garantizarlo, establece que la empresa estará obligada a llevar un registro de tablas salariales, al que podrán acceder los trabajadores a través de su representación sindical o del delegado de personal, según explicó Calvo en la rueda de prensa tras la reunión del pasado viernes.

También se plantea la modificación de la Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres, en relación a los planes de igualdad en las empresas. El Real Decreto establece un plazo de tres años para que las empresas de más de 50 trabajadores elaboren y apliquen un plan de Igualdad, dos años para las de 100 a 150 y un año para las de 150 a 250, frente a la legislación actual, que establecía que solo era obligatorio para empresas con más de 250 trabajadores. Por otro lado, las compañías están obligadas a inscribir dicho plan en el Registro de planes de igualdad de las empresas, que se desarrollará reglamentariamente.

Asimismo, este Real Decreto-ley incluye también una medida de protección social de carácter extraordinario y urgente como es la recuperación de la financiación de las cuotas del convenio especial de los cuidadores no profesionales de las personas en situación de dependencia a cargo de la Administración General del Estado. Una medida que Calvo justificó por tratarse de un colectivo compuesto mayoritariamente por mujeres que después ven mermada su pensión por haber interrumpido sus carreras laborales de cotización.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING