Por el Brexit 

Bankinter alerta a Ebro de que la compra de Tilda trae más dudas que beneficios 

"Los ingresos en 2018 de Tilda corresponden al 6,5% de los ingresos totales de Ebro, por lo que el apalancamiento es excesivo", señalan los expertos.

Arroz de grano largo, perfecto para ensaladas y guarniciones - Pixabay
La compra de Tilda por Ebro podría resultar 'cara' - Pixabay

Ebro Foods ha protagonizado un movimiento corporativo esta semana. El mayor fabricante de arroz del mundo, con marcas como Sos, Brillante, La Fallera o La Cigala, notificaba a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que adquiría la británica Tilda, especializada en arroz basmati, en manos de la estadounidense Hain Celestial y lo hacía desembolsando 308 millones de euros. 

La adquisición se produce en pleno proceso del Brexit, con Reino Unido prácticamente en la casilla de salida de la UE (abandonará el próximo 31 de octubre) y con toda la incertidumbre que rodea al proceso ya que el primer ministro británico, Boris Johnson, ha cortado por la sano para liberarse del control parlamentario en la recta final hacia el abandono de la Unión Europea y así dar más agresividad a la posición de Londres ante Bruselas, lo que podría originar una crisis financiera en el país. 

Los expertos del Departamento de Análisis de Bankinter, a raíz de esta compra, han hecho un análisis en el que destacan que la operación "tiene un riesgo elevado, puesto que el miércoles se anunció la posibilidad de un Brexit duro". Este hecho podría tener fatales consecuencias ya que "la regulación a nivel comercial podría afectar a las operaciones de Tilda y Ebro, así como el riesgo de tipo de cambio".

Las cifras pagadas también serían altas, a juicio de los expertos de la entidad dirigida por María Dolores Dancausa. "Los ingresos en 2018 de Tilda corresponden al 6,5% de los ingresos totales de Ebro, por lo que el apalancamiento es excesivo, teniendo en cuenta el aumento de deuda en un 44%. 

Esta operación podría pesar en la cotización de Ebro Foods ya que "hasta que no desarrolle los planes que tiene en Reino Unido y, sobre todo, se resuelva la cuestión del Brexit, la adquisición aportará más incertidumbre que beneficios potenciales". No obstante, parece que el miércoles no se produjo dicha mala evolución al subir un 2,25%, hasta los 18,6 euros por título, por lo que ya tiene cerca máximos en un año. 

Bankinter ha puesto en revisión su precio objetivo tras la operación mientras que los bancos de inversión recomiendan 'mantener' sus títulos en cartera y le asignan una valoración de 20,03 euros por título. Por tanto, la compañía de alimentación tendría casi agotado su potencial alcista ya que avanzaría por debajo del 8% en los próximos doce meses. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios