Se desploma un 20% en el año 

Los fondos de Latinoamérica de Sabadell, Santander y BBVA lastrados por México

El país no remonta a pesar de que los gestores veían positiva la elección de Obrador, pero Trump y las comisiones a la banca frenan su recuperación. 

Los fondos de Latinoamérica de Sabadell, Santander y BBVA lastrados por México



Las principales plazas bursátiles de Latinoamérica experimentan una buena evolución este año pero tienen una 'oveja negra' que desluce su marcha: México. Los fondos de inversión que invierten en dicha región caen un 5% durante este año y el país azteca es su gran lastre al hundirse en torno a un 20% este año y penalizar a BBVA debido a que es su gran mercado. Este desplome es compensado (parcialmente) con la buena evolución de la bolsa brasileña, que avanza un 12%, o la de Argentina que rebota en torno a un 3,5%, situándose próximos a máximos históricos. 

La llegada al poder en México de Andrés Manuel López Obrador afloraba algo de optimismo, ya que se pensaba que daría un lavado de imagen al país, acosado por la corrupción y la violencia. El escenario era visto con buenos ojos por las grandes empresas del país, y también por las multinacionales presentes allí, al anunciar que no habría expropiaciones. 

El paso del tiempo ha dado al traste con esta visión optimista y los grandes damnificados han sido los bancos y los inversores. Las comisiones que cobran las entidades a los clientes se han convertido en uno de los principales ejes del debate político y la incertidumbre reina acerca de las medidas que llevarán a cabo. En un primer momento se hablaba de que la eliminación sería inminente, más tarde que se daría de gracia a las compañías tres años para después anunciar (este lunes) que se aplicaría dicho tijeretazo el próximo curso. 

En toda esta vorágine, los inversores de bancos españoles son uno de los grandes perjudicados. No solo porque está penalizando su evolución en bolsa sino por los partícipes que han comprado algún fondo que invierte en esta región. En este caso, encontramos productos como el BBVA Bolsa Latam, el Renta 4 Latinoamérica, Eurovalor Iberoamérica, Santander Acciones Latinoamericanas y el Sabadell América Latina Bolsa con cuatro distintos tipos de fondos (Cartera, Plus, Pyme y Base).

Estos productos tienen casi todos un dominador común: la fuerte presencia de alguna acción mexicana en su cartera. BBVA Bolsa Latam, el único que evita los números rojos durante este año junto al vehículo de Renta 4, tiene a Promotora y Operadora de Infraestructuras (6,56% del patrimonio) y a Grupo Financiero Banorte (4,99%) entre sus cinco mayores posiciones. El resultado de ambas no es positivo ya que la constructora retrocede un 10% y el banco se hunde más de un 12% en 2018. Aun así, se libra de entrar en negativo ya que su mayor apuesta, la brasileña Vale, se dispara por encima del 16% este año. 

De todos modos, al fondo del banco presidido por Francisco González le vienen curvas. En su balance trimestral destacaba que "nos mantenemos sobreexpuestos a México y Argentina; en el primero creemos que veremos los próximos trimestres positivos a nivel local aunque con cierta volatilidad". Además, "a nivel accionario, favorecemos las acciones industriales y financieras en México", siendo estas últimas las que se están viendo más penalizadas en los mercados. 

El Renta 4 Latinoamérica se comporta ligeramente peor al estar más expuesto al castigo que se vive en México. Ocho de sus diez mayores posiciones son títulos de la bolsa mexicana, destacando Banorte y Coca-Cola Femsa en el 'top 3' y su acierto con su mayor posición, Vale, al igual que la del fondo de BBVA. Un comportamiento que choca con fondos como el Nordea 1 - Latin American Equity Fund BP EUR, que sube el 4% al apostar fuertemente por Brasil y no tanto por México. 

Otros viven una situación mucho peor. Los que se llevan la palma son los fondos del Sabadell, con el América Latina Bolsa cayendo entre un 5% y un 7%, con la categoría Base liderando los descensos al retroceder en torno a un 6,3%.  Estos cuatro productos se han visto penalizados al "primar los sectores financiero y consumo no cíclico en detrimento del sector tecnológico, eléctrico y de salud". 

Los fondos deberán preocuparse por México aunque sin perder de vista las dos economías más grandes de Sudamérica (Brasil y Argentina), que "posiblemente sigan débiles en 2019 pero, en vista del nuevo Gobierno de Brasil y del préstamo que el Fondo Monetario Internacional (FMI) otorgó a Argentina, ambos países han comenzado a resolver algunas debilidades económicas y fiscales profundamente arraigadas", según señalan los expertos de Credit Suisse en sus perspectivas para 2019. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios